España
23
FIN
23
Suecia

BALONMANO | EUROPEO FEMENINO

Silvia Navarro salva a las Guerreras de la quema

El empate ante Suecia rebaja las posibilidades de España, pero mantiene sus esperanzas de seguir en el campeonato con opciones

0
Nerea Pena lanza en la última acción de la primera parte
HENNING BAGGER AFP

Un punto ante Suecia, y gracias. También pudieron ser los dos, o ninguno tal y como fue el final del partido, pero una derrota sería una injusticia moral deportiva para el partido que hizo Silvia Navarro en la portería española, con más de un 40 por ciento de acierto y siendo su labor el antídoto a las pérdidas de balones en un encuentro que no ayuda a la EHF ante las protestas de los entrenadores, que no ven razonable que el Campeonato lo arbitren sólo mujeres a modo de test. Tomas Axner, el técnico sueco, lo reclama a voz en grito: "Son las mejores jugadoras, pues que tengan los mejores árbitros".

Pues la pareja rumana de este choque no da el nivel de las jugadoras, Tanta preocupación por las faltas y la exclusiones y se olvidan de que no se puede jugar en la zona de la portera, que pisar la línea anula el ataque, cosas fundamentales. A lo peor en lo único que acertaron fue en la roja directa y penalti de Lara González a 15 segundos del final, que por fortuna para las Guerreras fue directamente fuera con empate a 23. Luego tuvo 12 segundos España para atacar y ganar, pero se hizo un ataque conservador, sin arriesgar sin portera y seis en ataque ahora que estaban en inferioridad.  Un punto es un punto y hay vida; y arriesgar a sacar dos lo mismo era un suicidio. Se acabó en empate,

El partido lo marcó Silvia, y durante muchos minutos mandó España gracias a la actividad de Nerea Pena en ataque, conectando con Ainhoa Hernández y con Lysa Tchaptchet, que  con 18 años no frece duda de que es el futuro del balonmano femenino español. Además, la defensa fue hiperactiva, con decisión, con la fortaleza de las suecas. Ese fue el motivo por el que España llegó con 13-10 al descanso.

Luego se fue cayendo un poco, quizá porque se fallaron situaciones muy cómodas, y eso las jóvenes lo notan y se encogen a la hora de tirar. No hubo tanta aportación de goles de la extremos, y se regalaron demasiados ataques, En el minuto 43 empató Suecia, lo que siempre es una mala noticia para el equipo que va ganando y se ve por detrás en el marcador. Ese es un aspecto positivo a tener en cuenta, que las chicas de Carlos Viver no se vinieron abajo, incluso gozaron de tres ataques para decantar el choque, y no acertaron. Se vieron en la calle (sin puntos en la segunda fase) cuando Suecia tuvo un penalti ganador. Esta vez sí se puede decir que hubo justicia, y eso da un halo de esperanzas a las Guerreras, porque si gana o empata con la República Checa el lunes pasará a la siguiente ronda con un punto.