3
FIN
4
Peñíscola FS Peñíscola FS

FÚTBOL SALA | BARÇA 3 - PEÑÍSCOLA 4

Mucho Ferrao, poco Barça

Un Barça falto de puntería tropezó en el Palau. Ferrao anotó tres goles en su regreso. Los postes se aliaron con el Peñíscola en la segunda parte.

Mucho Ferrao, poco Barça
Barça Fútbol Sala

Polémicas federativas, aplazamientos por COVID-19 y gradas vacías. Entre todo ello se abrió paso la Primera División Futsal para arrancar el curso 2020-21, y lo hizo con una gran sorpresa. El Peñíscola se impuso al Barça a domicilio, en el Palau Blaugrana, en el encuentro que abrió la competición. Ferrao regresó de su lesión en el tendón de Aquiles por la puerta grande, anotando tres goles, pero no fue suficiente para evitar el tropiezo azulgrana en la primera jornada (3-4). Rahali, un gol de Joselito en propia puerta y Paniagua, por partida doble, decantaron la balanza en favor de los castellonenses.

Los de Andreu Plaza tuvieron el inicio soñado. Ferrao, que tenía ganas de reivindicarse tras su lesión, abrió la lata en la primera jugada con tan solo 14 segundos de juego transcurridos. Pero la alegría culé duró un suspiro. Un minuto después, el Barça comenzó a condenarse por sus propios errores defensivos y la mala fortuna cuando Rahali aprovechó un rechace del poste para empatar con Dídac vendido. Acto seguido, los azulgrana evidenciaron sus carencias al defender el balón parado: primero Paniagua puso el 1-2 tras fusilar un libre indirecto desde el semicírculo central, después, Joselito hizo el 1-3 tras rechazar un saque de banda hacia su propia portería. Hasta el descanso, el Barça tuvo ocasiones de todos los colores, pero se topó una y otra vez con Molina, que salvó goles hasta con la cara.

La primera mitad concluyó como empezó, con otro gol de Ferrao. La Pantera no desaprovechó una mano rival para poner el balón en la escuadra desde el doble penalti y recortar diferencias. Pero lo que parecía un rayo de esperanza no se tradujo en un cambio de guion en la segunda parte. El pívot azulgrana firmó el empate en el 26' al convertir una volea al saque de un córner para redondear su partidazo, que no se vio acompañado por la actuación de sus compañeros. Solo ante el peligro se encontraba el Balón de Oro, y entre el recital de paradas de Molina en el segundo acto y los postes (hasta cuatro veces estrelló el Barça el balón en la madera), era cuestión de tiempo que el Peñíscola se llevara el partido. Tras una serie de rechaces en el área, Paniagua aprovechó una vez más la falta de contundencia culé para perforar la red. Ni los últimos cautro minutos con portero-jugador, ni la descomunal actuación de Ferrao pudieron revertir la situación y el Peñíscola obró el milagro.

Resultados Jornada 1

Barça 3 - 4 Peñíscola

Levante UD 2 - 0 Osasuna Magna