NATACIÓN

La nadadora Ikee vuelve a las piscinas tras pasar una leucemia

Ganadora de ocho medallas en los Juegos Asiáticos en 2018, la japonesa pudo volver a entrenarse 406 días después de diagnosticarle la enfermedad.

Rikako Ikee.
MARTIN BUREAU

En el verano de 2018, con apenas 18 años, Rikako Ikee ganó ocho medallas (seis oros y dos platas) en los Juegos Asiáticos, en los 50 y 100 estilo libre y mariposa, así como los relevos. Un palmarés mimético al de la sueca Sarah Sjostrom, dominadora a nivel mundial de estas especialidades. Pero, apenas cinco meses después, un 12 de febrero de 2019, los médicos le diagnosticaron a la joven japonesa una leucemia.

La noticia impactó en el deporte japonés, a solo un año y medio de los Juegos, y también en la natación mundial. Este martes, la nadadora, que recibió el alta médica hace tres meses cuando inició ya el trabajo físico en el gimnasio, ha vuelto a una piscina. Ella lo explica así en sus redes sociales.

“Finalmente salió el permiso del médico del hospital y pude entrar a la piscina. ¡Entró en una piscina por primera vez en 406 días! Estoy tan feliz, cómodo y contento que no puedo expresarlo con palabras. Nuevos virus se están extendiendo por todo Japón y en todo el mundo. Espero que la prevención de infecciones y las contramedidas, incluyéndome a mí, se resuelvan”, comentó en sus redes sociales.

Por el momento, la nadadora solamente puede caminar por la piscina y deslizarse suavemente, para ir encontrando de nuevo las sensaciones en el agua. El Open de Japón, que se disputará la primera semana de abril a puerta cerrada, sigue fijado pero no contará con la presencia de Ikee, quien aún no puede entrenarse a tope y sigue su proceso de recuperación. Iconos de la natación como el británico Adam Peaty, la húngara Katinka Hosszu y la propia sueca Sjöstrom le han dado la enhorabuena por las redes sociales.