PREMIOS LAUREUS

Puyol: "Para que se apoye un estilo dependes del resultado"

Carles Puyol, miembro de la Academia Laureus, habló en Berlín de la actualidad del Barça. Y negó que pudiera ir con Casillas a la Federación: "No he hablado con Iker".

Puyol: "Para que se apoye un estilo dependes del resultado"
DIARIO AS DIARIO AS

Carles Puyol, eterno capitán del Barcelona, llegó a Berlín para hablar de los Premios Laureus que se entregan este lunes (19:00, TDP) y sin ganas pisar ningún charco futbolístico. Con la consigna previa a la prensa de que no hablaría de la situación del equipo de su corazón. Pero la actualidad acabó arrastrándole a la reflexión cuando se aludió a que se está diluyendo el tiki-taka que llevó a los azulgranas y a la Selección a las cotas más altas.

"Cada equipo tiene su estilo y defiende su manera de jugar. Yo he vivido con la filosofía del Barcelona, de tener el balón. Pero no de tenerlo por tenerlo, sino de moverlo para crear espacios y encontrar arriba a jugadores que hagan daño. Hay quien juega de otra forma y todo es válido. Dependes mucho de los resultados para que la gente apoye un estilo u otro. Yo me identifico con el del Barcelona, que nos ha dado muchos éxitos", expresó el exfutbolista, alejado del primer plano desde que se apartara del área de dirección deportiva en 2015. No citó a Quique Setién, y el patrón más 'cruyffista' que quiere conseguir frente al fútbol más directo de Ernesto Valverde. Pero a su reflexión se le pudieron encontrar enseguida protagonistas. 

Puyol, uno de los miembros de la Academia de leyendas de Laureus, se declaró "optimista" respecto a esta temporada. "Confío en el equipo, hay pocos con una plantilla así y si no hay más lesionados creo que será una buena temporada", dijo. También, ahora que el Barcelona se fijó en Xavi como solución para el banquillo de forma inmediata o en el futuro, que él no se ve en la banda: "Lo que me gustaría es volver a jugar, pero eso es imposible. Ahora estoy en otro momento vital. En un futuro, ya veremos. No me veo de técnico y sí más en una dirección deportiva". "Siempre estoy abierto al Barcelona, que para mí es más importante que los presidentes y los jugadores, está por encima de todo", apuntó.

También quiso espantar el pesimismo que circula entre algunos sectores culés y sobre la posibilidad de que Leo Messi, después de la refriega con Eric Abidal, acabara hartándose y abandonando el club: "Messi tiene 32 años y cuidándose como lo hace, puede aguantar hasta los 38. Por qué vamos a hablar del Barça sin él, hagámoslo de ganar lo máximo posible con él".

Sobre un runrún que apuntaba a que podría acompañar a Casillas en una hipotética candidatura a la presidencia de la Federación Española, lo negó. "No he hablado con él de eso. Iker es un amigo y siempre le escucharía, otra cosa es que entrase, como me ha pasado en el Barcelona. Son puestos a los que hay que ir convencido. Depende del momento vital de cada uno", advirtió.