Competición
  • Premier League
  • Liga Portuguesa
Premier League
Liga Portuguesa

ATLETISMO

Allyson Felix es madre tras llevar "en secreto" su embarazo

Allyson Felix es madre tras llevar "en secreto" su embarazo

La estadounidense, deportista más laureada en la historia de los Juegos en atletismo junto a Ottey (nueve medallas), llevó en privado su embarazo y lo relató a ESPN.

La estadounidense Allyson Felix, la deportista con más medallas olímpicas de la historia en atletismo (nueve) junto a Merlene Ottey, ha revelado de golpe que se casó, estaba embarazada y que ha sido madre a sus 33 años. La gran velocista americana del siglo XXI llevó el asunto casi en secreto total hasta el pasado noviembre. Primero se lo comunicó a su entrenador, a su hermano y a su agente, “que sintieron un respiro cuando vieron que no estaba lesionada”: “Estaba embarazada”.

La atleta revela todo su proceso en un extenso artículo en ESPN y parte de una reflexión: “¿Por qué estaba tratando de hacer todo esto sin que nadie se diera cuenta?”. “Esa imagen de niña bonita que tenía se volvió más importante que lo que realmente era. Estaba poniendo las necesidades y expectativas de otras personas de mi frente a las mías. Sentía que al tener un hijo era como si estuviera arriesgando mi carrera y decepcionando a todos los que esperaban que siempre pusiera a correr primero”, cuenta Felix, que también acumula 16 medallas en Mundiales, y ya ganó medallas en Helsinki 2005.

En noviembre decidió que cambiaría de planes y revelaría su estado. “Estaba tan emocionada de estar embarazada. Siempre he querido ser madre. Esto no debería ser un secreto. Quería compartir este viaje con todos los que me han conocido o me han alentado”. Y la hija de Felix, cuyo nombre es Camryn, nació a los ocho meses, el 28 de noviembre, pero hubo complicaciones, estuvo en la UCI y hasta estos días no lo ha hecho oficial. “Mi presión arterial era demasiado alta. La frecuencia cardíaca del bebé se estaba desacelerando”, relataba en la carta: “En este viaje aprendí que no puedes controlarlo todo, cada día me siento en la UCI para ver a mi hija pelear. Cada día es más fuerte y más bella”.

Y Felix habla del objetivo del futuro y sobre las miradas que apuntan a si estará en Tokio 2020. “Si vuelvo y no soy la misma, o si no puedo formar parte del equipo de Tokio, diré que fui a por ello con determinación y lo di todo. Ya no corro presionada por hacer lo que todos esperan de mí”.