Barcelona
33
Bada Huesca
20
Finalizado

BALONMANO\LIGA ASOBAL

El Barcelona superó una minicrisis ante el Bada Huesca

En la segunda parte estuvo muchos minutos sin marcar, y el equipo oscense amenazó con empatar. La reacción local zanjó las dudas
Canelo - Golovkin: combate en Las Vegas

0
Ariño, en uno de sus goles.

Nueva victoria del Barcelona en la Liga, y con marcador más abultado de lo que parecía cuando sólo quedaban 15 minutos para el final, con Pascual pidiendo tiempo para meter presión a los azulgrana que no acertaban con la portería del Bada Huesca, y que había remontado para colocarse a sólo tres goles anulando los ataques locales.

Pascual ordenó a Gonzalo Pérez de Vargas que volviese a la pista, y el portero internacional, que se lesionó contra Alemania en el Europeo y por eso se perdió la semifinal y la final, tuvo una aportación que sería decisiva para cambiar el ritmo del encuentro: 70 por ciento de aciertos, y asistencias a sus compañeros con el pase de salida.

El contragolpe local, con sus extremos muy resolutivos, con ocho tantos de Ariño para festejar así los prolegómenos del choque en que fue uno de los homenajeados por el título continental, resultó arrollador e imparable ante un Huesca que ya no tuvo capacidad de reacción.

RESUMEN

Barcelona (17+16): Ristovski; Ariño (8), Dika Mem (1), Syprzak (3), Raúl Entrerríos (1), Jallouz (1), Aleix Gómez (8,3p)), -siete inicial-; Gonzalo Pérez de Vargas (ps); Palmarsson, Sorhaindo, Dolenec, Víctor Tomás (5), N'Guessan (5), Borges,  Morros (1) y Buzle.

Bada Huesca (7+13): Jorge Gómez Lite; Carmona (3,1p), Alex Marcelo (4), Carró, Diogenes Cruz (1), Texeira (5), Adrià Pérez (1) -siete inicial-; Arguillas (ps); Abadía (1p),Val (1),Ciric (1), Oier (1), Mira, Zungri y Bonanno (2).

Árbitros: Luque Cabrejas y Pascual Sánchez. Exclusiones: Borges (m.24) por el Barcelona. Val (m.15) y Oier (m.57) por el Huesca.

Parciales cada cinco minutos:2-0, 4-2, 8-4, 11-5, 14-6, 17-7 (descanso); 20-11, 22-15, 22-18, 25-18, 30-20 y 33-20 (final).

Cancha: Palau Blaugrana de Barcelona ante unos mil espectadores.