Mike Zimmer a Michael Floyd: ‘Sí me mientes te voy a cortar’

Minnesota Vikings

Mike Zimmer a Michael Floyd: ‘Sí me mientes te voy a cortar’

Mike Zimmer, head coach de los Vikings.

El head coach de los Vikings no está dispuesto a pasar ni una al wide receiver después de los problemas que ha tenido el jugador con el alcohol.

Michael Floyd está en la cuerda floja con los Minnesota Vikings. Así se lo hizo saber el entrenador principal de la franquicia, Mike Zimmer: `Si descubro que me estás mintiendo, te voy a cortar´ en relación a un positivo por consumo de alcohol, del cual el receptor se excusó diciendo que fue por tomar té Kombucha.

El pasado mes de junio Michael Floyd fue condenado a un día de prisión por haber dado positivo en un test de alcohol. El jugador de 27 años le dijo al juez, y a sus entrenadores, que desconocía que esa clase de té tuviese alcohol y que había sido la causa del por qué dio positivo.

Mike Zimmer le creyó y salió a los medios para decir: No sé cuánto té bebió, no tengo ni idea´, y añadió: `No tengo ninguna duda de por qué hay escepticismo, pero él me dijo que no estaba bebiendo, que me decía la verdad´. Después de este episodio el entrenador le llamó personalmente y le dejó claro que no tenía margen de error.

Campeón de Super Bowl y problemas con el alcohol

En febrero, Floyd, se declaró culpable de conducir bajo los efectos del alcohol de manera extrema en el diciembre anterior. De hecho la policía le encontró inconsciente al volante de su todoterreno todoterreno.

El wide receiver, que había pasados sus primeros años en los Arizona Cardinals, cumplió 24 días de sus 120 días de cárcel, el resto los pasó confinado en su casa. Además de esto se le ordenó no tomar alcohol, someterse a pruebas habituales y recibir asesoramiento para dejar su adicción. Además, tuvo que realizar 30 horas de servicio comunitario y pagar 5.115 dólares.

Tras ese suceso los Cardinals decidieron cortarle. Movimiento que aprovecharon los New England Patriots para sumar una nueva pieza a su cuerpo de receptores. Tras ganar la Super Bowl LI con la franquicia de Boston, firmó un contrato con los Vikings sujeto al control de su alcoholemia, por un año y 1,5 millones de dólares.

La franquicia purpura confía en que el jugador pueda mantenerse sobrio y formar parte del roster de 53 jugadores cuando empiece la temporada. Michael Floyd tiene muy presente que sus técnicos, especialmente Zimmer, estarán muy pendientes de que no vuelva a tener ningún desliz, sino ya sabe lo que ocurrirá.

0 Comentarios

Mostrar