Competición
  • Champions League
  • Copa Libertadores

REUNIONES INVERNALES

5 perdedores de los Winter Meetings de las Grandes Ligas

En todo balance que se precie, hay equipos que salen ganando de estas reuniones invernales, pero llega el momento de ver los que han decepcionado.

Aunque resulte increíble, Edwin Encarnación todavía no ha encontrado destino en esta agencia libre tras las reuniones invernales.

Después de hablar de aquellos equipos que han salido reforzados de las reuniones invernales celebradas en el D.C., es lógico centrarnos en aquellos que no han obtenido (todavía) lo que iban buscando o que han pagado un precio excesivo por fortalecer sus filas con piezas que tampoco es que vayan a marcar notables diferencias.

Baltimore Orioles

Las principales necesidades que tenían los de Maryland, como eran el DH y el puesto de catcher, siguen sin cubrirse tras los Winter Meetings. El club ha establecido negociaciones con Mark Trumbo, pero las cifras intercambiadas entre ambos bandos no son del agrado de la gerencia del club. Edwin Encarnación está fuera del posible presupuesto de los Orioles, a no ser que baje sus pretensiones, mientras que su compañero en Toronto, José Bautista, ha sido descartado por parte del GM por las malas experiencias del pasado. Por eso, y porque se pierde una primera ronda del draft al igual que con Edwin. No es descartable una nueva asociación con Matt Wieters, que sorprendentemente sigue libre y que está siendo penalizado por un bate en declive y por su pobre posición en el arte del framing o mascoteo.

Colorado Rockies

Con un notable grupo de jugadores jóvenes, ya sean de posición como sobre el montículo, y pese a la inminente agencia libre tras 2017 de Carlos González, lo cierto es que con nuevo GM y nuevo técnico, quizás se podría pensar en alguna maniobra que impacte e ilusione a la decepcionada parroquia del Coors Field. Lo que nadie pensaba es que iban a comprometerse con cinco años y 70 millones de dólares con Ian Desmond (más la undécima elección del draft) en un jugador que nunca ha jugado en su nuevo puesto: primera base. Que nadie se confunda y es que Desmond es un buen jugador, aunque ¿no hubiese sido más lógica la inversión por Encarnación? A no ser que el equipo haga otro movimiento, es una operación que no termina de entenderse.

Washington Nationals

Deben haber sido unas jornadas complicadas para Mike Rizzo, el GM de los Washington Nationals. Hubo un momento en el que tenía toda la pinta que el club iba a sumar a Chris Sale a una formidable rotación mientras que Andrew McCutchen iba a patrullar el CF, con Trea Turner volviendo al shortstop. De todo lo anterior, sólo lo último se cumplirá tras la adquisición de Adam Eaton por un precio prohibitivo en promesas. Al igual que en el caso de Desmond, Eaton ha demostrado ser un jugador destacable que será una dinamo en la parte alta del turno junto a Turner, pero no parece que sea la clase de jugador por la que pagar ese coste. Todo quedará en el olvido si es la pieza clave en dar ese salto cualitativo cuando llega octubre.

Pittsburgh Pirates

Durante las jornadas previas a las reuniones invernales, los Pirates estuvieron negociando con distintos clubes por el traspaso de su jugador franquicia Andrew McCutchen, que viene de hacer su peor año como profesional en 2016, obteniendo algunas piezas que hubiesen venido muy bien para reforzar la organización. Tras frustrarse esa operación, la organización se las tendrá que ver con un jugador dolido, pero que entiende las circunstancias del mercado, y uno al que tendrá que dulcificar el hecho de que el equipo es mejor con Starlin Marte como CF y no con ‘Cutch’. Si Andrew vuelve por sus fueros, todo este despropósito habrá salido incluso bien.

Detroit Tigers

Uno de los grandes animadores del mercado ha estado en cuerpo y en espíritu en esas jornadas, aunque no ha hecho nada para cambiar esta peligrosa dinámica en la que se encuentra. Las enormes exigencias de su GM no están ayudando al necesario intercambio de piezas, pero hay tiempo para cambiar esta dinámica. O eso creemos.