BOXEO

Joshua se juega su título ante Molina con Klitschko en mente

Anthony Joshua pone en liza por segunda vez su mundial IBF de los pesados ante Eric Molina. El británico, claro favorito, ya piensa en un más que probable combate con Wladimir Klitschko.

0
Anthony Joshua y Eric Molina posando en la rueda de prensa previa al combate.
AFP

Anthony Joshua (17-0, 17 KO) pone este sábado por segunda vez en juego su título mundial del peso pesado por la Federación Internacional de Boxeo (IBF, por sus siglas en inglés). El británico defenderá su entorchado ante Eric Molina (25-3, 19 KO), una pelea que no se esperaba, pero que llegó tras la lesión de Wladimir Klitschko (64-4, 53 KO). Tras dinamitarse la reedición del Fury vs Klitschko, por los problemas con las drogas del británico, los grandes pesos vivieron una revolución y un combate entre Joshua y Klitschko tomó fuerza.

La idea de ambos era unificar títulos, ya que el ucraniano ocupa los primeros puestos en las listas de la Asociación Mundial de Boxeo (WBA, por sus siglas en inglés), pero las negociaciones con ambos organismos retrasó el anuncio. Esa demora coincidió con la lesión de Klitschko, lo que provocó que el británico, que quería realizar un combate antes de cerrar el año, optase por Molina. Pese a ello, la mente de Joshua sigue puesta en Klitschko, tanto es así que algunos medios como la ESPN afirman que tras el combate ante Molina, y la victoria (la cual se presupone), se anunciará el próximo rival de Joshua, el cual no será otro que Wladimir Klitschko. Un combate que , según dicho medio, será en Wembley a finales del mes de mayo.

Con esa hoja de ruta, Joshua, de 27 años, mantendría el camino que se trazó al dar su salto al profesionalismo, la cual pasa por atesorar los cuatro mundiales pesados a los 32 años, momento en el que pretende colgar los guantes. Ante Molina el británico es el claro favorito, de hecho las apuestas se pagan 18 a 1 a su favor, ejemplo de las pocas opciones que se dan al estadounidense. Pese a ello, el texano está convencido de que dará la sorpresa y se hará con el título mundial. Aunque la moral de Molina está intacta, lo cierto es que cuenta con pocas opciones. Siempre que ha peleado con púgiles punteros (Arreola y Wilder) ha caído derrotado, losa que pesa en su contra.

Además, el nivel de Joshua está por encima. El británico es un depredador, corroborado por ese brutal 100% de KO's como profesional, un dato al que se le añade la gran experiencia que atesora en el campo amateur (fue campeón olímpico en Londres). Motivos todos ellos que ratifican la tremenda superioridad en las apuestas, aunque tras la sorpresa de Indongo la pasada semana ante Troyanovsky, combate en el que nadie apostaba por el africano y ganó en sólo 40 segundos, el británico sabe que tendrá que ir con pies de plomo para materializar la supremacía que tiene sobre el papel. 

Parker vs Ruiz: otro mundial pesado este sábado

Cartel promocional del Andy Ruiz Joseph Parker.

El positivo de Tyson Fury y la posterior renuncia a sus títulos dejó los títulos de la Asociación Mundial de Boxeo (WBA) y Organización Mundial de Boxeo (WBO) sin dueño. El primero continúa vacante, pero el segundo tendrá un nuevo monarca este sábado. Joseph Parker (21-0, 18 KO) vs Andy Ruiz JR (29-0, 19 KO) buscarán alzarse con el mundial WBO en una pelea que ya ha hecho historia antes de comenzar, debido a que se trata del primer mundial pesado que un neozelandés disputa en su país. 

Aunque sin duda alguna, el principal atractivo es el combate en sí, ya que dos invictos se enfrentan por su primera 'oportunidad mundial'. Al contrario que en el Joshua vs Molina no hay un favorito claro. Ambos son dos grandes púgiles capaces de acabar con el combate con una mano letal, pero Parker por pelear en casa y tener mayor movilidad tiene una leve ventaja. Ruiz cuenta con una gran rapidez en sus manos, a pesar de su peso, pero flojea en la movilidad de pies, lo que puede ser aprovechado por el neozelandés.

Parker es un púgil al que le gusta moverse por el cuadrilátero, todo lo contrario que a Ruiz, por ello se espera un choque de estilos. El intercambio y contundencia de Andy Ruiz, por un lado, contra la movilidad y búsqueda el error de Parker, ese es el menú del combate. Quién logre imponer su estilo se acabará llevando el gato al agua, aunque la pegada de ambos (mayor la de Parker) puede decidir el combate en alguna acción aislada.