Washington Nationals

Con este Daniel Murphy, los Nationals aspiran a todo

Está dando un plus clave a los capitalinos para ser aspirantes a ganar el título tras unos primeros años duros en la liga.

Con este Daniel Murphy, los Nationals aspiran a todo

El 1 de Abril de 1985 nació en Jacksonville, (Florida) Daniel Murphy. Allí paso los primeros años de su vida, desde que era un chaval ya empezó a practicar el béisbol. Su primera toma de contacto con este deporte fue en el Englewood High School, donde estuvo cinco años combinando el jugar con los estudios. Después también siguió en Jacksonville haciendo lo mismo, pasó cuatro años en la universidad compaginando ambas cosas, el estudio y su gran pasión, jugar al béisbol. Dejando muestras de que podría ser un jugador en la MLB con mucho esfuerzo, trabajo y algo de suerte para mejorar y tener la oportunidad.

En el draft de 2006, fue seleccionado por los New York Mets en la decimotercera ronda. En la posición 394, fue cuando por fin de decidieron apostar por él. En los dos primeros meses tuvo que hacer una rehabilitación, para recuperarse de una lesión de rodilla que se había producido en el college.

En los dos primeros años en las Ligas Menores, demostró que merecía una oportunidad de subir a la MLB. El 2 de Agosto de 2008, consiguió hacer por fin realidad su sueño debutando con la franquicia de Queens junto a los mejores jugadores del mundo. Siendo un tercera base, pasó por el left field y por la posición de primera base en sus primeras campañas como jugador neoyorquino. Su primera temporada completa fue buena para lo que esperaban de él, en 155 partidos conectó 135 hits, con 12 HR y 63 RBI.

Después de una buena temporada, las expectativas eran altas ya que si seguía con su progresión podía convertirse en uno de los mejores jugadores de los New York Mets. Pero el 2010 fue sin duda el año más duro en su carrera, por culpa de las lesiones. Durante el spring training, el 30 de Marzo de 2010 se lesionó otra vez en la rodilla ante los San Louis Cardinals, tras correr por 3B y en el intento de llegar a home. Una vez recuperado, el 2 de Junio de 2010 la mala suerte le hizo volver a tener una lesión, en esta ocasión en un partido con los Buffalo Bisons. Jugando como 2B del equipo afiliado, sufrió una lesión de MCL que le haría perderse tres meses. Al no necesitar pasar por quirófano, volvió a jugar, pero para rematar la gafada temporada de nuevo se lesionó. El 7 de Agosto de 2011, sufrió otra lesión en el ligamento medial colateral de su rodilla tras colisionar con el jugador de los Atlanta Braves José Constanza, se perdía lógicamente lo que restaba de temporada. Fue el tercero en la NL en AVG.

Después de recuperarse de los problemas físicos, en 2012 y 2013 disputó casi todos los partidos de la temporada regular, rindiendo bastante mejor en la segunda temporada que en la primera. En 2013 conectó 188 hits (22 más y máximo de su carrera), pegó 13 HR (7 más) y con 78 RBI (13 más).

En 2014 tenía que dar un paso más en su carrera y lo dio. Tras una muy buena temporada fue seleccionado por primera vez para el ASG. Cuando se anunció de forma oficial el 6 de Julio, era el segundo en hits en la NL con 105 y con un 29.5 en AVG. Entró como suplente de Chase Utley (2B). En la temporada sus estadísticas finales fueron las siguientes; en 143 partidos conectó 172 hits con 9 HR y 57 RBI.

Tras ser All Star, ahora el objetivo pasaba a ser otro. Debía de seguir con las buenas estadísticas en lo individual, pero también quería ser un jugador clave en unos New York Mets que soñaban con volver a los playoffs. Los Washington Nationals eran favoritos para ganar la División Este de la NL y también para llegar a las World Series, pero el equipo dirigido por Terry Collins fue bastante superior, ganando la división con facilidad. En temporada regular jugó 130 partidos, conectando 140 hits, con 14 HR (máximo de carrera) y 73 RBI.

Por primera vez en su carrera, disputaría los playoffs y no desperdició la oportunidad ya que se salió del mapa. Tras ganar el último partido y decisivo en LA ante los Dodgers (con HR), se enfrentaron a los Chicago Cubs en las Series de Campeonato dando una de las mayores exhibiciones al bate en la historia de la postemporada. Pegó un home run en seis partidos consecutivos, batiendo el anterior récord que tenía Carlos Beltrán. También fue el segundo jugador en conectar un hit, anotar una carrera y conseguir RBI en siete partidos consecutivos junto a Lou Gehrig. Además también batió el récord de HR en postemporada de Mike Piazza siendo lógicamente nombrado MVP de las series de campeonato. En las World Series frente a los Royals, cayeron 4-1 y él ya no rindió a un nivel de superestrella, sino que estuvo bastante mal.

En la offseason los Mets le ofrecieron un año a razón de 15.8 millones, pero él lo rechazó para convertirse en agente libre. El 24 de Diciembre de 2015, celebró la navidad firmando por 3 años y 37.5 millones por el máximo rival, los Washington Nationals. Mucha gente criticó el movimiento, ya que decían que era demasiado dinero para un jugador que solo había demostrado un gran nivel en un mes. Eso lógicamente no le sentó nada bien, queriendo callar bocas en los próximos años.

En 2016 está demostrando ser probablemente el mejor 2B de la MLB, las críticas de su fichaje / contrato ya nadie las puede mantener. Es más, todos dicen que los Washington Nationals hicieron un robo. Su salario no es nada alto, para las millonadas que cobran las estrellas en esta liga. El equipo está rindiendo muy bien, dominando claramente la división con un balance de 54-36 y sacando 6 partidos a los Mets y los Marlins. En la última serie, se medía ante su ex equipo en el Citi Field y lo que pasó es un claro ejemplo de que él es la clave para el cambio de líder que ha sucedido en la división del 2015 al 2016. Tras perder 9-7 el primer partido de la serie, los visitantes reaccionaron ganando los últimos tres de la serie con un Daniel Murphy en plan estelar. El sábado pegó un HR con 4 RBI y el domingo otro HR con 2 RBI silenciando a un público que abucheó bastante a su ex jugador.

De cara a lo que resta de temporada, los Washington Nationals aspiran a todo junto a los dos máximos favoritos en la NL, los San Francisco Giants y los Chicago Cubs. Con un Stephen Strasburg a un nivel histórico, un Max Scherzer que siempre es un seguro y con un Bryce Harper que pese a ir de más a menos es sin duda el mejor jugador de la MLB junto a Mike Trout y probablemente Manny Machado, si los demás jugadores acompañan serán un equipo temible en los playoffs.

En cuanto a Daniel Murphy, en 87 partidos ha conectado 117 hits, con 17 HR (ya 3 más que su anterior record) y con 66 RBI (a 12 del máximo). Sus estadísticas confirman que se está consolidando como uno de los mejores jugadores en la MLB, con su segunda presencia en el ASG, descargando así algo de presión a un Bryce Harper que ha tenido que tirar del equipo en las últimas temporadas. En 2015 por ejemplo, fue el MVP en la Liga Nacional y su equipo no estuvo ni en la pelea por una plaza de willdcard.