TRIATLÓN | SERIES MUNDIALES

La TriArmada mira a Río: Noya, Mola y Alarza, con opciones

El triatlón español presume de fondo de armario. Mola (25 años) es otra vez subcampeón mundial. Alarza (24). Y plata y bronce en los Sub-23.

Balance de las Series Mundiales tras la última prueba de Chicago. Javi Gómez Noya (32
años), quinto título Mundial con dos victorias parciales. Mario Mola (25) repite subcampeonato con triunfos en Abu Dhabi y Chicago. Fernando Alarza (24) acaba quinto en su primer año completo en las Series Mundiales, con una plata en Londres. Vicente Hernández (24), 15º con un cuarto puesto en Gold Coast. Tras el número uno, hay mucho brillo. Y un sueño: España llevará a tres triatletas en Río 2016 y conseguir más de un metal es factible.

“Ellos también tienen ese podio en mente —explica Iñaki Arenal, director técnico de la Federación Española (FETRI), que viajó a Chicago—. Han estado entre los tres primeros todo el año. Son capaces. Y en esta última prueba, Alarza fue tirando del grupo que perseguía a Noya y Mola, y acabó sexto. Fue campeón mundial júnior y plata Sub-23 y lleva una dinámica de campeón. Sólo le falta madurar. Como a Vicente, otro que está llegando”.

Castro y Olivera, plata y bronce en Sub-23

En Chicago, David Castro y Nan Oliveras fueron plata y bronce Sub-23. El primero todavía está en el CAR de Madrid, el catalán lo ha dejado este año. “Ver lo que hacen Noya, Mola y Alarza es una enorme motivación”, dice el de La Roda. En júnior, Roberto Sánchez Mantecón
fue cuarto.

"Javi es un modelo a seguir. Un maestro. Me estoy enfrentando al triatleta más grande de la historia”, recuerda Mola, que tras la explosión espontánea de Iván Raña (5º en Sydney 2000 y campeón mundial en 2002) y también de su paisano Noya, ya se ha beneficiado de los programas de tecnificación de la FETRI.

“Hay un programa de tecnificación para detectar talentos entre los 15 y los 18 años, y un CAR específico en Murcia. También estamos trabajando con los centros regionales. Mola, Alarza y Hernández pasaron por la Blume. En Chicago también han sido plata y bronce en Sub-23 David Castro y Nan Oliveras; el primero está todavía en Madrid y el segundo ya ha vuelto a su casa de Olot este año. Dedicamos 800.000 euros a la alta competición. Pero Gran Bretaña destina cuatro veces más, y sus resultados son mucho más pobres”, relata Arenal.

Sin embargo, el director técnico no cree posible otro fenómeno como Noya: "Mola tiene sus altibajos por una pequeña limitación en la natación, Javi siempre está ahí. En el triatlón de Abu Dhabi sacó la ITU un estudio al cumplirse las cien participaciones de Noya en las Series Mundiales: en 33 había ganado y en otras 33 había hecho podio. Algo increíble". 

Pero Mola también ha elevado su nivel empujado por la vuelta de tuerca que Gómez Noya dio tras Londres 2012. E mallorquín tiene su talón de Aquiles en la natación y tras enrolarse hace tres años en el grupo del canadiense Joel Filliol ha mejorado. “Su carrera es brutal, así que cuando se forman grupos en el ciclismo colaboran para dejarle atrás”, advierte el técnico. Alarza se ha puesto en manos de Omar González, con quien Noya fue plata en Londres 2012. La factoría no se agota. Asoma Río. A Noya le falta el oro. Y sus delfines miran también al podio.