Competición
  • Clasificación Eurocopa

Dos récords del mundo en una tarde de velocistas

MUNDIALES DE KAZÁN | NATACIÓN

Dos récords del mundo en una tarde de velocistas

Dos récords del mundo en una tarde de velocistas

AFP

Katinka Hosszu (200 estilos) y Sarah Sjöström (100 mariposa) confirman su hegemonía en sus pruebas rompiendo récords y ganando el oro.

Las mujeres copan las portadas de los Mundiales de Natación de Kazán. En la segunda jornada de finales, y tras el récord del mundo de Katie Ledecky en las preliminares de los 1.500, la sueca Sarah Sjöström en los 100 mariposa y la húngara Katinka Hosszu en los 200 estilos se han colgado los oros y han superado también la mejor marca de la historia en cada una de esas pruebas, lo que sitúa ya en cuatro récords la cosecha en solo dos días de competición.

Hosszu, que ya había avisado con dos récords de Europa en su estreno, dominó de principio a fin los 200 estilos, una carrera en la que lleva tres años mejorando y con la que ya se colgó el oro en Barcelona. La húngara, que entrena con su marido, estableció el nuevo récord en 2:06.12. Poco pudieron hacer, pues entraron dos segundos después, la japonesa Watanabe (2:08.45) y la británica O’Connor (2:08.77). La natación británica está brillando en Kazán. Adam Peaty, en los 100 braza, ganó en un final apretado al sudafricano Van der Brugh. 58.52 para el británico por 58.59 para su rival, que fue plata, y el bronce se lo colgó el también inglés Murdoch (59.09).

Si Hosszu monopoliza los estilos, Sjöström hace lo mismo con la mariposa. El domingo ya había roto el cronómetro en los 100 y esta tarde repitió (55.64). La sueca está alcanzando un nivel intratable en la velocidad y aspira a repetir podios en otras pruebas en el Kazán Arena. La siguieron la danesa Ottesen (57.05) y la china Lu (57.48). La mariposa masculina tiene otro dominador de origen francés, que responde al nombre de Florient Manaudou. Ganó, como se esperaba, la prueba de 50 bajando de 23 segundos (22.97). La plata fue para el brasileño Nicholas Santos (23.09) y el bronce para el clásico Laszlo Cseh, quien a sus 30 años siguen en los podios (23.15).

Al margen de las finales, la tarde deparó otras pruebas con resultados interesantes. Será emocionante la disputa el martes en la final de los 100 braza femenino, después de que la rusa Efimova, tras cumplir una sanción por dopaje, haya regresado con fuerza y haya marcado el mejor tiempo (1:05.60). Su mano a mano con Ruta Meilutyte encenderá la piscina (1:05.64). Quien no podrá estar será Jessica Vall, que finalmente quedó en último lugar de las semifinalistas con una marca peor que la mañana (1:08.02).

Los 200 libre masculino también levantarán el Kazán Arena. Ryan Lochte logró el mejor tiempo (1:45.36) y se las verá con el británico James Guy y con el chino Sun Yang. En los 100 espalda, el joven australiano Larkin presenta la candidatura a derrocar al francés Lacourt y al estadounidense Grevers. Y, por último, en la prueba femenina, la australiana Sheebom intentará batir a Missy Franklin, que registró el quinto mejor tiempo.

0 Comentarios

Normas Mostrar