Competición
  • Premier League
  • Serie A
Premier League
Serie A
Temas del día Más temas

La NFL sanciona suavemente a los Browns y a los Falcons

LA JUSTICIA DE GOODELL

La NFL sanciona suavemente a los Browns y a los Falcons

La NFL sanciona suavemente a los Browns y a los Falcons

USA Today

Atlanta pierde una ronda media del draft y Cleveland se queda sin general manager durante el mes de setiembre. Ahora falta por saberse la resolución del "deflategate".

La NFL ha sancionado a los Cleveland Browns y a los Atlanta Falcons por sendos escándalos ocurridos esta temporada.

El equipo que más castigo ha recibido son los Falcons. Su delito fue el de crear ruido artificial en su estadio para aumentar la sensación de presión de los gritos de la hinchada. La liga ha decidido quitarles su quinta ronda del draft del año 2016 y ponerles una multa de 350.000 dolares.

La franquicia de Atlanta ha aceptado de buen grado el castigo pues se llegó a especular hasta con la pérdida de una segunda ronda de este mismo draft. Los Falcons han cooperado con la NFL desde el principio de la investigación, lo que habrá servido para que el comité sancionador haya sido más laxo en su decisión.

De hecho, en Atlanta han mostrado tan buena predisposición que han ofrecido a la liga la cabeza del chivo expiatorio: Rich McKay, presidente del equipo. McKay fue señalado como el culpable de esta actuación y fue despedido por los Falcons. Esto libra de cualquier responsabilidad al general manager, Thomas Dimitroff, y al antiguo entrenador del equipo, Mike Smith.

Por su parte, el general manager de los Cleveland Browns, Ray Farmer, no podrá estar en su puesto de trabajo, ni tener ninguna relación con la franquicia, las cuatro primeras jornadas de esta temporada. Ha sido encontrado culpable de mandar mensajes con su móvil al staff técnico en la banda, algo que está prohibido. Sin embargo, Farmer si podrá estar presente en el draft de este año y en la toma de decisión de que 53 hombres formaran la plantilla, dos de los momentos claves desu trabajo. Es de suponer que el general manager de los Browns no usará el móvil de tapadillo en esta ocasión para saltarse la sanción.

Solucionados estos dos pequeños miniescándalos, la NFL tiene aún que dar respuesta al que más polémica generó la pasada temporada: el "deflategate" de los New England Patriots, que supuestamente habrían desinflado a propósito balones en la final de la AFC contra los Indianapolis Colts.

0 Comentarios

Normas Mostrar