"Sólo el fútbol reunía a 12.000 personas como nosotros"

Jordi Trias

"Sólo el fútbol reunía a 12.000 personas como nosotros"

"Sólo el fútbol reunía  a 12.000 personas como nosotros"

rodolfo molina

Jordi Trias fue el capitán de la Selección que ganó el Mundial en 1951 y marcó un gol en la final. A sus 87 años, así recuerda aquel título...

Han pasado 60 años del primer Mundial en hockey patines y ahora ganamos a todo...

Ahora sí, pero en aquella época había restricciones en todos los ámbitos. Ganar el primer Mundial en un deporte de equipo fue un gran éxito de público. Congregar a 12.000 personas sólo estaba al alcance del fútbol. No había otros deportes con ese tirón. Ahora tenemos de todo. Los tiempos cambian.

Usted era amateur.

Nadie vivía del hockey patines entonces. Yo trabajé 40 años en una editorial. A última hora quedábamos a entrenar y luego nos tomábamos algo. El único dinero que veíamos eran 40 francos suizos o 200 francos franceses que nos daba Samaranch para nuestros gastos cuando íbamos al extranjero. Pero poder viajar y jugar ya era una compensación.

¿Cómo se iniciaba alguien en el hockey patines?

Yo empecé con 16 años, no era un niño. Antes jugaba al fútbol. Comencé a patinar por entretenimiento, me gustó más y me cambié al hockey patines, que empezó a organizarse un poco. Me inicié en el Turó y de ahí pasé al RCD Español, al que Samaranch estaba muy vinculado. También existía el Club Patín. Y luego se fue extendiendo a Girona, a Reus... Se organizaron Campeonatos de Cataluña, de España... Le hablo de los años 1946 o 1947.

Samaranch fue clave.

Su hermano Augusto y él habían jugado de porteros en el Español, pero sólo estuvo una temporada, porque le gustaba más organizar. Samaranch y Sainz de los Terreros, que era el presidente de la Federación, se trasladaron a Suiza, donde estaba la Internacional, para inscribir a los equipos españoles. Desde 1947 ya jugábamos torneos internacionales. La cosa fue avanzando hasta que se logró la organización del Mundial en Barcelona en 1951. Y aquel título convirtió al hockey patines en un deporte puntero.

¿Cómo recuerda la final frente a Portugal?

Fue emocionante, con tanto público en la grada... Portugal se puso por delante (0-3), pero logramos empatar a cinco minutos del final. Toni Mas logró el cuarto gol. En 1954 volvimos a jugar la final contra Portugal también en Barcelona. Entonces no sufrimos tanto, ganamos 3-0.

Usted marcó un gol.

Sí, pero yo no era muy goleador. El que los marcaba era Toni Mas, que falleció joven... Con Zabalías o Llinás me veo a veces y recordamos aquella época. La pena es que cada vez vamos quedando menos.