NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

LEGANÉS

Butarque busca récord sin aditivos

Ante el Racing se quedó a 235 hinchas de fijar un nuevo récord de espectadores en Segunda. Las mejores cifras, casi siempre vienen acompañados de altos desplazamientos visitantes.

Actualizado a
02/09/22 PARTIDO ENTRE EL CLUB DEPORTIVO LEGANES Y EL EIBAR CELEBRADO EN EL ESTADIO MUNICIPAL DE BUTARQUE
Juan AguadoDIARIO AS

Butarque vuelve a buscar esta temporada un récord que haga historia en su casi cuarto de siglo de vida. El punto y final del curso pasado (empate a dos entre Leganés y Almería) fijó en 8.654 hinchas el tope de espectadores que jamás han asistido a un partido en el recinto pepinero durante su singladura en Segunda División. Ante el Racing de Santander el pasado fin de semana estuvo a punto de superarse esta marca con 8.420 aficionados, esto es, apenas 234 menos que el máximo jamás registrado en la categoría de bronce.

La cifra, como sucedió ante los almerienses, tiene algo de doping. Más de 1.000 racinguistas llenaron el fondo sur del estadio y ayudaron a aupar un guarismo que, en el caso del récord vigente, tuvo más de mérito rojiblanco que de hito blanquiazul. Aquella tarde en la que los andaluces se jugaban (y consiguieron) el ascenso a Primera, más de la mitad del campo procedía de Almería.

Unos 4.500 desplazados auparon el listón más de lo que antes se había fijado ante el Zaragoza ese mismo curso, cuando 8.244 hinchas, pepineros en su mayoría, derribaron la mítica barrera de los 8.138 espectadores (lleno absoluto) que ya se había batido el curso del ascenso a Primera División, antes de que las gradas se ampliaran hasta el aforo actual, de 12.454 butacas. En la élite este aforo se colmó en varias ocasiones.

Butarque, casi lleno, en uno de sus primeros partidos en Primera.
Ampliar
Butarque, casi lleno, en uno de sus primeros partidos en Primera.Jesús Álvarez OrihuelaDiario As

Masa social consolidada

Aquel choque ante el Zaragoza se puede considerar, en puridad, el tope real de Butarque sin aditivos foráneos de aficiones visitantes. Sea como fuere, que ahora la casa del escudo del laurel ronde otra vez este techo histórico tiene varias implicaciones. La primera es que la masa social blanquiazul ha consolidado, algo que a demostraron los más de 8.300 abonados que tiene este curso el club.

También implica que, pese al bajón de rendimiento experimentado por el equipo con el comienzo de temporada, la fidelidad sigue intacta en una parroquia que, eso sí, ya ha protagonizado más de un episodio de exigencia elevada que se ha dejado notar en las piernas de los jugadores, admiten miembros del cuerpo técnico y de la plantilla pepinera.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?