NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

PRETEMPORADA | REAL MADRID 0 - BARCELONA 1

Mensaje directo a Mariano

Ante el Barça, el hispanodominicano era el único 9 puro de la primera plantilla disponible, pero sólo jugó los 20 minutos finales...

Actualizado a
Real Madrid coach Carlo Ancelotti watches as Sergino Dest of Barcelona vies for the ball with Mariano Diaz of Real Madrid during the international friendly football match between Barcelona and Real Madrid at Allegiant Stadium in Las Vegas, Nevada, on July 23, 2022. (Photo by Frederic J. BROWN / AFP)
FREDERIC J. BROWNAFP

¿Tiene sustituto Benzema (34 años)? Carlo Ancelotti (63) respondía sereno en zona mixta tras caer en el Clásico (0-1): “Si falta, va a faltar el mejor del mundo, no hay nadie que pueda reemplazar a Karim, pero pondremos otro, jugaremos con once”. Y ante el Barça, ese hueco lo llenó primero Hazard (30), luego Rodrygo (21) y no fue hasta el minuto 70 cuando entró al campo el tercer 9 puro de la primera plantilla (Latasa tiene ficha con el filial), el único que tenía disponible el de Reggiolo: Mariano Díaz Mejía. El de Premiá de Mar no entra en los planes futuros del club, lo sabe y tiene la puerta de salida abierta. Tras el primer amistoso del curso, el mensaje está aún más claro.

Foto de jugador
Mariano

En la mente de Carletto llevaba tiempo el probar a Hazard como falso nueve y el escenario era idílico: Benzema tenía poco rodaje y Mayoral no llegó a tiempo. El experimento no resultó, puesto que el Madrid no tiró un solo disparo entre los tres palos en todo el partido (la ocasión más clara fue el zapatazo de Valverde al palo). El belga estuvo participativo, pero no sacó buena nota contra el Barça y en el descanso, al poner rumbo al banquillo, fue Rodrygo el que centró su posición con Asensio como socio. Mientras, Mariano, a pesar de la falta de colmillo arriba, esperaba por una oportunidad que no llegó hasta la recta final y tuvo verdadera incidencia en el devenir del encuentro. Ante el América volverán Karim (“va a jugar 45 minutos”, confirmó el técnico) y Mayoral (“entrenará y si está para jugar, jugará”, afirmó el técnico), dejando un horizonte aún más complicado para el hispanodominicano.

A sus 28 años, no tiene sitio en el equipo y debe tomar su última gran decisión como madridista: completar el año de contrato que le queda (expira en junio de 2023) o aceptar alguna oferta que le permita salir del ostracismo en el que se encuentra. Se mueve en un escenario que no es novedoso, puesto que en verano anteriores también estuvo en el mercado. “La intención del jugador es salir, como en los últimos tres años”, confesó David Aranda, su agente, en Bernabéu Digital. Sin embargo, si antes era el Plan C y luchaba con Jovic por ser el B (549 minutos para el serbio el curso pasado, por los 397′ de Mariano), el Clásico de Las Vegas deja una lectura poco halagüeña: Mayoral, Hazard e incluso Rodrygo, amén obviamente de Benzema, están por delante.

La historia que se repite

Al futbolista nunca le han faltado ofertas para salir, pero hasta ahora ha preferido el banquillo del Santiago Bernabéu a otra alternativa fuera del club blanco. Valencia y Rayo Vallecano llamaron a su puerta cuando la bocina del mercado estival pasado ya sonaba, pero la operación no cristalizó. Ahora es el Fenerbahçe turco el que trata de convencerle con más contundencia. Tal y como ha informado este periódico, le ha puesto sobre la mesa un contrato con los 5 millones de euros al año que reclama nuestro protagonista para hacer las maletas. No obstante, todo sigue en el limbo y su representante recordaba que “se quedará si no encuentra una salida, porque aún tiene contrato”...

Mariano celebra su gol en el Clásico del 1 de marzo de 2020.
Ampliar
Mariano celebra su gol en el Clásico del 1 de marzo de 2020.JAVIER GANDULDIARIO AS

Mariano llegó en 2018 como petición expresa de Lopetegui, justo en el verano que en el Madrid se decía adiós a Cristiano Ronaldo. Heredó el dorsal del portugués, pero la destitución del ahora técnico del Sevilla fue un jarro de agua fría a sus aspiraciones. En ese primer curso disputó 601 minutos (19 partidos, 4 goles) y el siguiente, con Zidane en el banquillo, apenas fueron 84′, aunque, eso sí, marcó un tanto al Barça para sentenciar el Clásico (2-0). El marsellés le dio mayor confianza en la 2020-21 (680′), aunque ese incremento de minutaje no fue proporcional en el aspecto anotador (un gol). La pasada campaña logró, por momentos, adelantar a Jovic en la rotación, pero la salida de este rumbo a Florencia no ha aclarado su panorama y afronta un verano más con su futuro lleno de interrogantes.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?