NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

CASO RUBIALES

Vilda y Rubén Rivera niegan coacciones a Jenni Hermoso

Ambos investigados han acudido a la Audiencia Nacional este martes para prestar declaración ante el juez Francisco de Jorge dentro de la instrucción del Caso Rubiales.

Actualizado a
10/10/23 JORGE VILDA DECLARA EN LA AUDIENCIA NACIONAL
PEPE ANDRES

El exseleccionador de fútbol femenino Jorge Vilda y el director de marketing de la Federación, Rubén Rivera, han negado coacciones a Jenni Hermoso tras el escándalo del beso de Luis Rubiales en las celebraciones del Mundial femenino, motivo por el que ambos han declarado hoy frente al juez de la Audiencia Nacional Francisco de Jorge. El exseleccionador nacional llegó a la Audiencia Nacional a las 09:47 horas, mientras que Rubén Rivera hizo acto de presencia sólo cinco minutos más tarde. Tanto Vilda como Rivera iban a comparecer, inicialmente, como testigos, pero el magistrado cambió su condición procesal a la de investigados tras oír los testimonios del hermano y de una amiga de Jenni Hermoso, que confirmaron las supuestas presiones recibidas por la propia jugadora y su entorno para justificar el beso que Rubiales tras la final del Mundial del pasado 20 de agosto.

Según ha podido conocer este diario por fuentes de la investigación, el ex seleccionador, en un interrogatorio bastante tenso con la fiscal, respondió a todas las preguntas que se le realizaron, mientras que Rivera se negó a responder a la acusación particular. Vilda reconoció, en un momento de su declaración, haber hablado con el hermano de la jugadora, pero no para intentar convencerla de que hablara, sino para interesarse por su estado anímico y que le dijo que, viendo cómo se encontraba ella, “para bajar el suflé lo mejor quizás era que Jenni saliera y diera su versión”. Así mismo aseguró que no vio el polémico beso, pero admitió que el ambiente en el estadio y en el avión era distinto y enrarecido. Sobre sus continuos movimientos en el avión de regreso a España, Vilda dijo que se debían a que su hija estaba enferma y que había mucha gente en el vuelo. Por último aseguró que le sorprendió que no fuera convocada en la primera lista tras el incidente, la ofrecida por Montse Tomé como seleccionadora.

Rivera argumenta, para justificar sus contactos con el entorno de Jenni, que era la persona que le pasaba los recados porque era el “recadero cualificado”. En definitiva, era la persona que tenía que hacer todas las gestiones. Y puso como ejemplos que la amiga de Jenni Hermoso le pidió que le comprara un bikini, algunas jugadoras le pidieron que les comprara ropa de verano, que le sacaran entradas de discotecas para amigos de las jugadoras… Además de testificar, Rivera ha entregado unos whatsapps que están siendo cotejados.

Antes de la declaración de ambos, el juez del caso recriminó a todas las partes por las filtraciones de las últimas horas, como la del vídeo de la declaración de Jenni Hermoso y adviritió que quien lo haya hecho ha incurrido en un delito muy grave y que los hechos serán investigados. Por otra parte, la Asociación de Víctimas del Terrorismo de la Guardia Civil se ha persona como acusación particular en la causa. El juez les ha exigido una fianza de 15.000 euros.

Sin fecha todavía para que declare Jenni Hermoso

Todavía no hay fecha para que comparezca la jugadora de Pachuca en la Audiencia Nacional. El juez Francisco de Jorge quiere que la jugadora preste testimonio de forma presencial y ya se ha negado a que sea por videollamada. La futbolista ya le ha comunicado que no podrá viajar a España antes del 26 de noviembre, cuando concluya con el Pachuca el Torneo Clausura de la liga mexicana, así que su comparecencia se producirá después.

En igual situación a la de Jorge Vilda y Rubén Rivera se encuentra el director de la Selección masculina, Albert Luque, quien comparecerá como investigado ante Francisco de Jorge el próximo 16 de octubre. En un primer momento, también iba a ser testigo en la causa, pero finalmente el juez instructor decidió cambiar su condición. Con Albert Luque se cerrará, de momento, la ronda de declaraciones de investigados. En noviembre, el juez Francisco de Jorge continuará la toma de declaraciones testigos que se han ido incorporando a la causa. Será el turno entonces del seleccionador nacional Luis De la Fuente, del exdirector de comunicación de la RFEF Pablo García Cuervo, del subdirector de comunicación Enrique Yunta, del psicólogo de la Selección femenina, Javier López Vallejo, del que fuera director de gabinete de Rubiales, José María Timón, y del responsable de compliance de la Federación Española de Fútbol, Javier Pujol.

Sigue el canal de Diario AS en WhatsApp, donde encontrarás todas las claves deportivas del día.