REAL MADRID

Los fiascos coperos del Madrid: Alcorcón, Toledo, Alcoyano...

El equipo blanco se medirá con el Alcoyano en dieciseisavos de Copa, en la primera semana de enero. El curso pasado ya se llevó un disgusto ante el equipo de Alcoy.

Madrid
0

El Real Madrid ya tiene rival para los dieciseisavos de final de la Copa del Rey 2021-22: jugará contra el Alcoyano en la primera semana de enero. Un equipo de Primera RFEF, la tercera división del fútbol español, uno de esos equipos que, en la historia reciente, les han dado muchos sustos al Madrid en el torneo del KO. En concreto, hace solo un año.

Carlo Ancelotti sabe dominar estas situaciones, o al menos así ha sido hasta el momento cuando dirigió al Real Madrid: en su primera etapa, superó la primera ronda sin muchas dificultades, ante el Olimpic de Xátiva en la 2013-14 (0-0 y 2-0) y contra el Cornellá a en la 2014-15 (1-4 y 5-0). Además, al técnico se le dio bien el torneo: lo ganó en su primer intento, eliminando al Atlético en semifinales y ganando al Barcelona en la final de Valencia, con aquel carrerón de Bale. Pero Ancelotti necesita tener presente la historia del Madrid, que esconde varios fiascos coperos.

2000-01: desastre en El Salto del Caballo

Venía el Madrid avisado, pues en la 1997-98 ya había caído a doble partido ante el Alavés, entonces en Segunda. En la 2000-01, el formato de Copa pasó a ser como el actual, con las primeras rondas a un partido único en casa del equipo pequeño y el Madrid debió ir a jugar al Salto del Caballo ante el Toledo, entonces en Segunda B. El equipo blanco llegaba como vigente campeón de Europa (había ganado la Octava en París ante el Valencia el curso anterior), pero los de Del Bosque salieron sin ninguna tensión y a los 15 minutos ya perdían 2-0.

El banquillo del Real Madrid en Toledo.

Solari recortó distancias, pero un equipo formado por César, Hierro, Flavio Conçeiçao, Sanchís, Savio, Solari o Morientes no pudo darle la vuelta. Del Bosque se confió demasiado dejando a piezas importantes fuera de la convocatoria (Roberto Carlos, Raúl, Figo...); y lo terminó pagando. De hecho, nunca lograría el técnico salmantino ganar el torneo del KO en su exitosa etapa en el Real Madrid.

2008-09: el Real Unión marcó seis goles

El Real Madrid de Bernd Schuster, flamante campeón de Liga, se presentó en Irún ante el Real Unión para los dieciseisavos de Copa (de nuevo, a ida y vuelta) con un once de supuestas garantías: Metzelder, Heinze, Marcelo, De la Red, Guti, Higuaín, Saviola... Pero perdió 3-2, en un duelo marcado por el desvanecimiento de De la Red, primer aviso de sus problemas cardíacos; no volvería a jugar al fútbol a nivel profesional. 

El Real Madrid-Real Unión.

Le quedaba al Madrid la vuelta y un resultado técnicamente asequible ante un equipo de Segunda B como el Real Unión. Pero en el Bernabéu el asunto mejoró muy poco: pese a que Schuster volvió a tirar de pesos pesados, con mayor intensidad aún (Cannavaro, Van der Vaart, Sneijder, Raúl...), el Madrid no pasó del 4-3 a favor y cayó eliminado por el valor doble de los goles fuera de casa. Llegó a ir perdiendo 1-2, remontó hasta el 4-2, pero un gol de Eneko Romo en el 89' lo mandó a la lona. El Madrid venía descomponiéndose y aquel día Schuster comenzó a cavar su tumba como entrenador del equipo blanco. Un equipo de Segunda B le había hecho seis goles en dos partidos, nada menos.

2009-10: un Alcorconazo inolvidable

Lo del siguiente curso tuvo miga, pues supuso dos tortazos consecutivos, demasiada presión para un Madrid al que la Copa nunca le ha resuelto las temporadas si la gana, pero sí le ha marcado el devenir con decepciones como esta. En la primera ronda tocó el Alcorcón, de Segunda B, y Manuel Pellegrini, el técnico elegido por Florentino Pérez, recién regresado a la presidencia, y Jorge Valdano, su director deportivo, salió en el Santo Domingo con un once, sobre el papel, muy competente: Arbeloa, Albiol, Granero, Van der Vaart, Guti, Benzema, Raúl... 

Enfrente, un desconocido Alcorcón que ese año ascendería a Segunda, entrenado por Juan Antonio Anquela, al que desde ese día se pasó a conocer como 'Anquelotti'. No hubo mucha historia: 4-0 en un estadio enloquecido, con el Madrid retratado en defensa, sobre todo Drenthe en el lateral izquierdo. Tuvo sus ocasiones el equipo blanco, pero se topó con un Juanma insuperable. Dicen que ese día quedó sellado el despido de Pellegrini, a la espera de si un gran título a final del curso lograba revertir la decisión.

Kaká, durante el Real Madrid-Alcorcón.

No fue así, el Madrid fue segundo en Liga pese a hacer 96 puntos y cayó en octavos de Champions. Tampoco pudo darle la vuelta a la eliminatoria en el Bernabéu: Pellegrini salió con más titulares aún (Pepe, Kaká, Higuaín, Lass Diarra...), pero no pasó de 1-0. El Alcorconazo aún resuena en la memoria madridista como ejemplo del daño que puede hacerle la Copa al Madrid si no la encara con la tensión debida.

2015-16: la alineación de Cheryshev en Cádiz

Con Rafa Benítez en el banquillo, sustituto de un Ancelotti que en la 2013-14 tocó el cielo con la Décima y que en la 2014-15 vio el desplome general del equipo, el Madrid se presentó en Cádiz e hizo los deberes: ganó 1-3, a la espera de la vuelta. En el descanso se quedó en el vestuario Cheryshev, que había marcado un gol, pues nada más arrancar el duelo corrieron las informaciones que relataban que el jugador ruso había sido indebidamente alineado, pues traía una sanción de su cesión con el Villarreal, el curso anterior.

Benítez explicó después que habían quitado al jugador como acto de buena fe, de cara a la investigación posterior, y el Madrid se defendió argumentando que no recibió comunicación precisa de la sanción, pues venía de la temporada anterior. Muchos miraron a Chendo, el delegado del equipo, un rol que suele ser el encargado de estas cuestiones, y el jugador también recibió justas críticas por olvidarse (o callarse) de su castigo heredado. El Cádiz presentó la queja y fue aceptada, ganó el partido 3-0 en los despachos y el Madrid fue eliminado. 

2020-21: el Alcoyano golpeó duro a Zidane

La temporada pasada, ya con el formato de este mismo curso, el Madrid arrancó en Alcoyano y Zidane alineó para el duelo un once lleno de rotaciones, pero aun así de garantías: Odriozola, Lucas Vázquez, Militao, Marcelo, Isco, Valverde, Casemiro, Vinicius... Y se cubrió la espalda el técnico en el banquillo, de donde salieron para jugar la segunda parte y la prórroga Kroos, Asensio, Hazard y Benzema.

El Alcoyano-Real Madrid.

Pero con eso y con todo, el Madrid cayó 2-1. Empezó ganando con un cabezazo de Militao, vio cómo le empataban cerca del descanso y en la prórroga encajó el 2-1, que desató el éxtasis en Alcoy. Zidane, que ya había sufrido varias decepciones coperas en el pasado, vio cómo crecían las críticas a raíz de aquella eliminación; su marcha del Madrid empezó a tramarse en días como aquel. Ancelotti está prevenido.