PAÍSES BAJOS

Milagro Overmars

El director deportivo del Ajax se reinventa año a año. Fichó a Frenkie de Jong por un millón y a Onana por 200.000 euros. El 'Telegraaf' coloca al Newcastle tras él.

0
Milagro Overmars
JESUS ALVAREZ ORIHUELA DIARIO AS

En 2012, la marcha irregular del Ajax les llevaba a dar un volantazo en los despachos que acababa con Marc Overmars, leyenda del club en los 90, como nuevo director deportivo. El otrora extremo, cuyo paso por el Barcelona, donde llegó con la vitola de estrella tras brillar en el Arsenal, estuvo marcado por las lesiones y una sombra, la de Figo (llegó tras su fichaje por el Madrid), demasiado alargada, fue un futbolista veloz e incisivo. Como directivo, se ha erigido en el hombre milagro del conjunto ajacied.

No es un cargo sencillo, puesto que es un asiento que obliga a la reinvención constante. Comprar barato y bien para vender caro y mejor es lo que tiene. Y todo ello, con una obligación deportiva, dominar la Eredivisie con puño de hierro. Todo ello lo está logrando nuestro protagonista. Y con bonus-track, alguna que otra incursión sensacional entre los mejores del continente: la Champions League 2018-19 es el mejor ejemplo. Por ello, no es de extrañar que los arquitectos del proyecto llamen la atención fuera de los Países Bajos.

Tiempo atrás fue el United el que le echó el ojo y ahora, según De Telegraaf, es el nuevo millonario del fútbol, el Newcastle, el que estaría encantado de contar con el de Emst como cimientos del entramado neocastrense-saudí. No es el único que tienen anotado en la lista de futuribles, de ahí, añade el medio neerlandés, el Ajax esté a la espera del devenir de los acontecimientos. Económicamente, la oferta será titánica y pasaría de los 413.000 que se embolsa en Ámsterdam al millón de euros que cobraría a orillas del Tyne. Veremos si las cifras hacen que, si hay propuesta formal, Overmars cambie de aires.

Un currículum de éxitos

Si se concreta, Overmars podrá presumir de un listado de éxitos sensacional en materia de fichajes, más allá de los títulos deportivos. Su primer gran triunfo fue André Onana, cuando se hizo con el guardameta por apenas 150.000 euros procedente de la cantera del Barça. Sin embargo, el verano siguiente, en 2015, llegaría un 'bingo' mayúsculo: ficharía a Frenkie de Jong del Willem II por un millón de euros. Cuatro años después se iría al Barça por 86...

Hacerse con Ziyech en 2016 por 11 millones o con Tadic en 2018 por menos de 14 serían las últimas pinceladas de ese Ajax que enamoró a Europa con Ten Hag en el banquillo y De Ligt y Van de Beek como productos de cantera. Mientras que otra operación, quizá más desconocida pero no por ello menos rentable fue la de Arek Milik. El polaco llegó por 2.8 millones en 2015 con 21 años y se marchó un año después al Napoles por 32. Otra jugada maestra.

Este año, nueva reinvención. Son el equipo más en forma de la Champions, llevan tres goleadas en tres jornadas y vienen de ajusticiar al Dortmund de Haaland (4-0). ¿El mayor culpable? Un Sébastien Haller que Overmars 'rescató' del West Ham, lo convirtió en el fichaje más caro del club (22.5 millones) y que es el pichichi europeo con sus seis goles en tres partidos. Antony, que también llegó la 2020-21 (Haller fue en invierno, el brasileño en verano), pronto dejará en nada los 15.75 millones que hubo que desembolsar. El currículum de Overmars en los despachos poco tiene que envidiar al que se granjeó como futbolista...