CELTA

Coudet presenta los números de la destitución de Óscar García

El técnico catalán fue despedido después de sumar siete puntos en nueve jornadas, los mismos que lleva el Chacho a estas alturas, aunque no está cuestionado.

0
Eduardo Coudet durante el partido disputado contra el Sevilla en Balaídos
Juan Manuel Serrano Arce Getty Images

El cese de Óscar García hace un año fue la crónica de una destitución anunciada. Después de salvar al Celta del descenso la temporada anterior y tras renovar en verano, el técnico catalán fue despedido en medio de una guerra civil en el vestuario (le retiró el brazalete de capitán a Mallo). Nunca llegó a estar en descenso, pero los resultados, la imagen y los conflictos le condenaron. Finalmente, fue cesado a principios de noviembre después de que el equipo vigués sumara únicamente siete puntos en las primeras nueve jornadas.

Óscar firmó un bagaje de una victoria, cuatro empates y cuatro derrotas, mientras que Coudet suma dos triunfos, un empate y seis derrotas. Sólo Alavés y Getafe, los dos últimos clasificados de LaLiga, pierden más que el Celta. El entusiamo de la 'Chachoneta' se desvanece, pero ello no significa que su puesto esté en el alambre.

Al contrario de lo sucedido con Óscar, la directiva viguesa no se plantea por ahora un cambio de entrenador. El aval de la temporada pasada es más que suficiente para mantenerle en el cargo. Además, el vestuario está unido y en la grada no se escuchan murmullos. Existe una paz social que le permite al Chacho trabajar con tranquilidad.

Los números de Coudet son iguales que los de Óscar García y peores que los de Fran Escribá, Tony Mohamed, Juan Carlos Unzué y Berizzo. Sin embargo, el Chacho tiene un espejo en el que fijarse, el del actual seleccionador español, Luis Enrique. Su comienzo en el Celta fue desastroso, seis puntos en las primeras nueve jornadas, y acabó la temporada cerca de los puestos europeos. Como ahora, la directiva tampocó cuestionó entonces la continuidad del asturiano, quien tenía el apoyo de la plantilla.

Si bien es cierto que en estos momentos la confianza en el Chacho es pleno, el calendario puede darle la vuelta en semanas. El Celta visita el lunes su campo maldito, el Coliseum, recibe el jueves al actual líder, la Real Sociedad, inaugura noviembre midiéndose a domicilio al equipo revelación, el Rayo Vallecano y cierra el ciclo de partidos anterior al parón enfrentándose al Barcelona en Balaídos. Son cuatro encuentros muy duros que pueden marcar el futuro de Coudet.