GRANADA -REAL SOCIEDAD | (2-3)

“Diego ya no está aquí. Está Robert Moreno”

La dura derrota ante la Real Sociedad ha escocido, que no deprimido a Robert Moreno, que pide apoyo para sus jugadores en estos duros momentos,.

0
“Diego ya no está aquí. Está Robert Moreno”
PARKER DIARIO AS

La derrota de este jueves trajo la comparación con el pasado. “Diego (Martínez) ya no está aquí. Está Robert Moreno. Se fue voluntariamente y me contrataron a mí. Me gustaría que los aficionados gastasen energías animando a los jugadores, porque les necesitan y mucho y quizás eran el empujón para el empate, pero hay que asumirlo. No puedo controlar a la gente»,

Malos resultados. “De esto se sale todos juntos. Estoy tranquilo porque sé que los resultados van a llegar y siento la confianza del club, así me lo hacen saber”.

Pitos recibidos. “Venimos de rozar la victoria en el Camp Nou y de ir ganando durante casi noventa minutos, algo que no había sucedido nunca en la historia del Granada. No puedo controlar que esto suceda por perder contra la Real Sociedad, uno de los mejores equipos de Primera, habiéndoles sometido y estado por delante. Encajamos el tercero porque nosotros también lo buscábamos”.

Inquietud. Estoy recuperado por recuperar a los jugadores para el partido del lunes contra el Celta. No pienso que pueda ser mi último partido”

Como segundo de Luis Enrique en el Celta vivió un mal momento. “Estuvimos a punto de entrar en descenso hasta Navidad y luego acabamos octavos. Esto va a largo plazo y quedan muchísimos partidos, las transiciones nunca son fáciles y menos viniendo de la etapa más exitosa en la historia del club y que se crea que ese puede ser el hábito. Cuesta, porque queremos hacer feliz al público, pero la realidad es la que es. Estoy trabajando al 1.000% por el Granada y sus futbolistas. Me miro por las mañanas al espejo y más horas y esfuerzo no me puedo meter, y eso es lo que hacen también mi grupo de trabajo y mis jugadores. La única manera que conozco de cambiar las cosas es seguir trabajando, sin lamentarse ni llorar. Soy un luchador desde los catorce años y voy a seguir luchando; es muy difícil llegar hasta donde estoy sin haber sido futbolista ni un personaje público”.

Optimismo pese a las adversidades. “Voy a superar este momento, seguro. Fui valiente al venir, sabiendo que era un reto muy complicado, y lo seguiré afrontando hasta el final, cuando la propiedad no quiera contar conmigo o perciba que mis jugadores no creen en mí. Tanto el grupo como yo estamos jodidos por haber perdido, porque tenemos muchas ganas de brindar la primera victoria a la afición. Es el gran objetivo para aliviar la situación. En el vestuario hay rabia y cabreo, porque lo intentamos e intentamos y luego con poco nos hacen goles. Tenemos que mejorar, los jugadores son conscientes y yo también. Lo vamos a sacar adelante, no hay ninguna duda dentro”.

Errores. “Mejoramos considerablemente en el Camp Nou, pero la Real Sociedad nos superó claramente en los tres goles: el primero fue una marca personal que se escapa en un saque de esquina y en los otros dos nos remataron solos. Hicimos cosas mal y tenemos que seguir trabajando para estar más concentrados y metidos. Lo estamos mejorando y los chicos quieren mejorar, pero esto es un deporte y se cometen fallos”.