BARCELONA

Koeman sigue abriendo la puerta a Umtiti, Pjanic y Braithwaite

El técnico holandés volvió a dejar fuera del once a los tres jugadores, reforzando claramente el mensaje que no cuenta con ellos.

0
Koeman sigue abriendo la puerta a Umtiti, Pjanic y Braithwaite
GORKA LEIZA DIARIO AS

Si hay tres jugadores que tienen su futuro marcado fuera del FC Barcelona son Samuel Umtiti, Miralem Pjanic y Martin Braithwaite. Ronald Koeman se ha ido encargando durante esta pretemporada de enviar claros y rotundos mensajes a estos tres jugadores, con el fin que se empiecen a hacer la idea de que con él apenas van a tener minutos y que su única alternativa es hacer las maletas. Tanto ante el Stuttgart como ahora frente al RB Salzburg, no sólo se quedaron fuera del equipo titular, sino que en Alemania, tanto Umtiti y Braithwaite se quedaron en el banquillo, mientras que Pjanic sólo jugó once minutos.

El caso del mediocentro parece el más claro de todos. El jugador ya se ha despedido durante estos días de algunos miembros del staff, por lo que parece que su salida es más que inminente. El jugador no tiene ningún tipo de vinculación con el club tras pasar un año más bien discreto y ha decidido cambiar de aires, posiblemente a la Juventus. El problema es que el club no podrá recuperar, ni de lejos, la inversión que hizo el centrocampista, siendo claramente una operación ruinosa.

Quien también parece que ha entrado finalmente en razón tras años de insistencia por parte del club es Umtiti. El central tiene claro que su etapa en el club blaugrana ha finalizado, pese a que todavía tiene dos años de contrato. En su caso, el problema es su lesión crónica en la rodilla izquierda, aunque este verano se hizo una exhaustiva exploración con el cirujano Ramon Cugat, con el fin de que los clubes interesados puedan confirmar que está ya recuperado.

Y donde el club espera hacer caja, o al menos no perder dinero, es con el delantero danés Martin Braithwaite, que además se ha revalorizado tras su paso por la Eurocopa. Todo lo que sea recibir entre 12 a 15 millones sería bien visto por la dirección deportiva, sobre todo teniendo en cuenta que el Barcelona pagó hace un año y medio 18 millones al Leganés. El único problema es que el internacional no parece está muy por la labor de marcharse del club.