JUVENTUS

Cristiano Ronaldo vuelve a Turín, con su futuro en el aire

El exmadridista ha llegado a Turín y este lunes volverá a trabajar con la Juve tras un mes de vacaciones. Su adiós es complicado, pero posible...

0
Cristiano Ronaldo vuelve a Turín, con su futuro en el aire
ALBERTO LINGRIA REUTERS

Cristiano Ronaldo ha vuelto a Turín... Y veremos si es para quedarse. El portugués aterrizó en la tarde de este lunes con su avión privado procedente de Lisboa en el aeropuerto de Caselle y este lunes trabajará en la ciudad deportiva de la Continassa con el resto de sus compañeros, dando el pistoletazo de salida a su cuarta temporada en la Juventus. El exmadridista disfrutó de un mes de vacaciones en familia, comenzado tras la dolorosa derrota en la Eurocopa ante Bélgica, y este lunes se reencontrará con Max Allegri, con el que ya había trabajado en su primer curso italiano. El vicepresidente Pavel Nedved, el sábado, volvió a tranquilizar a los tifosi sobre la continuidad del delantero: "Está convocado para el lunes y se quedará aquí". Su presencia en Turín, sin embargo, no es suficiente para acabar con unos rumores que CR7 alimentó en los últimos meses. Su voluntad de marcharse ha quedado clara tanto con los intentos de Mendes, que sigue buscándole equipo, como con las señales del propio jugador. 'Tuttosport', medio cercano a la Vecchia Signora, habló de "falta de empatía" con su actual club, pidiéndole declarar por fin "algo bianconero", ya que el futbolista no habla de su equipo desde mayo y sus últimas frases durante la Euro fueron muy frías: "Ahora no pienso en mi futuro y cualquier decisión será para lo mejor".

Cristiano volverá a entrenarse, entonces, con la esperanza de que un nuevo giro de acontecimientos le lleve lejos de Turín, algo que se le está complicando día tras día. Su futuro depende de Mbappé y en Italia están convencidos de que el Madrid seguirá intentando su fichaje hasta el final. Si el sueño madridista se convierte en realidad en este mercado, el PSG irá enseguida a por el portugués, con la Vecchia Signora que quisiera sustituirle con Gabriel Jesus más que con Mauro Icardi. Es un efecto dominó muy díficil que, sin embargo, todavía nadie descarta a estas alturas, a no ser que mañana el propio CR7 decida callar todos los rumores de una vez. Con alguna “frase bianconera”, quizás.