ATLÉTICO DE MADRID

Aparece Maxi Gómez

El delantero del Valencia gusta a Berta como posible refuerzo en punta. Griezmann es la prioridad y Rafa Mir es la siguente opción. Pero Maxi Gómez es muy del agrado de Simeone.

Madrid
0
Aparece Maxi Gómez.
DAVID GONZALEZ DIARIO AS

El Atlético necesita reforzarse en su delantera y el gran esfuerzo de la dirección deportiva rojiblanca es encontrar un acompañante para Luis Suárez, el delantero titular del campeón de Liga. El futbolista prioritario para Simeone es Griezmann. El Cholo sabe que el francés le garantiza un mínimo de 20 goles y es una cifra muy importante para pelear de nuevo por el campeonato. En el Atlético cierran filas en torno a la opción de la llegada del francés. Ni estaba hecho antes ni nadie lo da aún por descartado. Es una operación compleja que lleva su tiempo. Nadie da aún por perdido al punta francés. Es la primera opción, aunque el club trabaja en otros lados y sondea otros futbolistas.

Rafa Mir es el primero de la lista de posibles refuerzos en la punta de ataque. El delantero español, que ahora lucha por la medalla en los Juegos de Tokio, tiene 24 años, un gran futuro por delante y se amolda a la perfección a lo que quiere el Cholo. Marcó 13 goles en la última Liga con el Huesca, donde jugó cedido por el Wolverhampton, y dará el salto a algún club importante.

Pero el Atlético también mira a Maxi Gómez, el delantero uruguayo del Valencia. Maxi también tiene 24 años, por lo que es una opción de presente y también de futuro. Tiene contrato con la entidad valencianista hasta 2024 y aunque su club cuenta con él podría llegar a algún acuerdo con el Atlético para su salida. El charrúa gusta al Cholo desde hace ya tiempo, de cuando estaba en el Celta, y sabe el rol que tendría en el equipo, suplente de su compatriota Suárez.

El club rojiblanco ya sondeó la opción del valencianista en el pasado mercado de invierno, cuando se marchó Diego Costa, pero resultó imposible, y se optó finalmente por la cesión de Dembélé. En estos momentos, el problema de Maxi es que es extracomunitario. Ocupa plaza de extranjero. Y el Atlético las tiene cubiertas con Felipe, Lodi y Trippier. Si el inglés no ocupara una de esas fichas, el equipo rojiblanco podría cubrirla con otro jugador. Simeone quiere un quinto central y el primer elegido es Nehuén, aunque podría haber sitio para Montero. El primer escollo de Maxi es ese.

El segundo es el económico. El Atlético tiene cubierto su límite salarial y necesitaría sacar jugadores. Y el club tiene varios futbolistas para entrar en posibles operaciones. El brasileño Marcos Paulo, de 20 años, es un proyecto de futuro pero parece complicado que pueda quedarse y probablemente salga cedido para foguearse y tener minutos. También tiene a Manu Sánchez, lateral izquierdo, con un buen rendimiento en Osasuna. Pero el Valencia tiene bien cubierta esa plaza. También está Arias, el lateral derecho colombiano que ha estado casi un año lesionado y saldrá nuevamente a préstamo.

El Valencia, por su parte, no ve con malos ojos a Herrera, el centrocampista mexicano del Atlético. Pero el Cholo cuenta con él. Tanto que incluso podría ser pieza importante en los tres primeros partidos del equipo madrileño.

Griezmann, Rafa Mir, Maxi Gómez... El Atlético necesita un punta y es el reto de este mercado. Acertar con el 9 es lo que falta para que Simeone complete una plantilla de primerísimo nivel.