REAL MADRID

El Brexit aleja a Kane y Sterling

Ambos llevan años en la agenda del Madrid; ahora no ocupan las primeras posiciones, pero el club nunca les pierde la pista. Su nueva condición de extracomunitarios, un problema.

Madrid
0
Kane y Sterling, en la agenda del Real Madrid.
Pool via REUTERS

El Real Madrid se enfrenta a un problema inesperado con el ya consumado Brexit y lo que eso supone para los jugadores británicos que juegan en las ligas más allá de la Premier League. El caso más urgente es el de Gareth Bale, con ficha del primero equipo y con un último año de contrato por cumplir (su vinculación finaliza en 2022). Su idea es permanecer de blanco este curso, dada su buena sintonía con Carlo Ancelotti, pero a día de hoy causa un problema en el Madrid, pues ocupa plaza de extracomunitario, un cupo que el equipo ya tenía cubierto con MIlitao, Vinicius y Rodrygo. 

El curso pasado, RFEF, AFE y LaLiga pactaron un estatus especial para los británicos del fútbol profesional español, prolongando su posición como comunitarios hasta el final del curso. Así se informó en la Circular 50: "Con carácter transitorio, se mantendrá la condición de comunitarios con la que comenzaron la temporada 2020-2021 a todos aquellos futbolistas con nacionalidad del Reino Unido que, a fecha 31 de diciembre de 2020, tengan suscrito contrato y expedida licencia en vigor con un club adscrito a categorías profesionales, a efectos del cupo máximo de inscripciones permitidas y de posibilidad de alineación en encuentros de estas categorías, hasta la finalización de la temporada 2020-2021".

Pero más allá del 30 de junio de 2021 no se aplica esta salvedad. El documento preveía un posible pacto para extenderla ("Se acuerda, por último, elevar el pacto alcanzado entre las tres instituciones al Consejo Superior de Deportes (...) a fin de que, en su caso, pueda extender sus efectos hasta la fecha actual de expiración de los contratos de los jugadores afectados, pero sin posibilidad de extensión por ampliaciones o prórrogas de éstos"), pero de momento no ha habido noticias en ese sentido. El anterior pacto se alcanzó el 31 de diciembre, a un día del inicio de Brexit oficialmente, así que no es descartable un cambio de última hora, pero a día de hoy Bale, en el Madrid, y Trippier, en el Atleti, ocupan plaza de extracomunitario. Y eso también afecta a posibles fichajes que quiera abordar el Madrid procedentes de la Premier, como podrían ser dos de sus objetivos más antiguos: Harry Kane y Raheem Sterling.

Los dos llevan años en la agenda del Real Madrid, si bien en estos momentos no ocupan las primeras posiciones. Esas están reservadas a Kylian Mbappé y Erling Haaland, por ese orden; el objetivo inicial es conseguir el fichaje del francés, si bien se tiene claro que será muy complicado que el PSG se abra a negociar este verano. Algo similar ocurre con el noruego, al que el Borussia Dortmund le cierra la puerta de salida en este mercado, aunque tiene un acuerdo verbal para salir por un precio razonable en 2022. El Madrid centra sus esfuerzos en estas dos figuras, pero sin perder nunca de vista a jugadores como Kane o Sterling.

Kane y Sterling, deseos del pasado

El Real Madrid lleva siguiendo a Kane desde la temporada 2014-15, la de su explosión goleadora, y en el verano de 2018 ya preguntó por él tras la marcha de Cristiano, encontrándose con una negativa rotunda del Tottenham, que le tasó en unos inalcanzables 250 millones de euros. En el caso de Sterling, su enorme evolución en las últimas temporadas y su mejora de cara a la portería contraria (93 goles y 57 asistencias en los últimos cuatro cursos) pusieron el foco sobre él, aunque su irregular rendimiento en la 2020-21 enfrió esa opción: sólo 14 goles y 12 asistencias. 

El propio Sterling ya dejó entrever en una entrevista con AS, en julio de 2020, que el Madrid estaba en su cabeza: "Ahora estoy en el City y estoy muy feliz, pero también digo que el Madrid es un club fantástico. Cuando ves la camiseta blanca ya sabes exactamente lo que representa el club, es enorme. Es un club fantástico. Soy un jugador que siempre está abierto a los desafíos". Sin embargo, sacarle del City no sería fácil (ni barato) y a todo ello se suma esta nueva condición de extracomunitario, tanto para él como para Kane, que frena cualquier opción de que el Madrid piense en ellos. Cabe la posibilidad de que el CSD acuerde la extensión del estatus de comunitarios para los jugadores con contrato en vigor en España, como son Trippier y Bale, pero a todas luces un futbolista llegado ahora desde Inglaterra entraría en el cupo, que el Madrid ahora mismo tiene sobrepasado, con tres huecos y cuatro candidatos.