EUROCOPA | TELEVISIÓN

Luque: "Esta Eurocopa me ha enseñado a no pronosticar, porque me equivoco siempre"

José Antonio Luque atiende al Diario AS para hablar de la Eurocopa en televisión. Una charla desenfadada en la que el narrador asegura sentirse un privilegiado por "contarle a la gente un acontecimiento tan importante como este".

0
José Antonio Luque atiende al Diario AS para hablar de la Eurocopa. Una charla desenfadada con uno de los narradores de la Eurocopa en Mediaset.
Luis Miguel Gonzalez

José Antonio Luque (Barcelona, 1964) es una de las voces destacadas de esta Euro en Mediaset. El periodista ha puesto voz a muchos de los partidos que se han disputado, desde la fase de grupos, hasta los recientes cuartos. Luque charla con AS sobre cómo está viviendo la Eurocopa desde la cabina de televisión.

¿Cómo se prepara para cubrir una competición como la Eurocopa?

Pues lo que hacemos es documentarnos y conocer todo lo posible de todas las selecciones que participan. Sabíamos con tiempo que íbamos a ser el grupo televisivo que teníamos los derechos de la Eurocopa así que hemos tenido tiempo de prepararnos viendo fútbol, partidos en directo, en diferido... Sólo de esa manera puedes tener la máxima información posible para conocer a las selecciones que participan. Hay selecciones que efectivamente son de sobra conocidas porque son las más importantes, con los jugadores más importantes y que juegan en los clubes más importantes, pero luego hay otras también que merecen la misma atención.

¿Qué es lo que más le gusta de narrar partidos?

Todo. El poder contar a la gente lo que está pasando, ayudar a que se entretenga y que comprendan a través de la narración y los comentarios lo que está pasando en los partidos. Desde luego para mí es un honor y un privilegio contarle a la gente un acontecimiento tan importante como este, a través de Mediaset. Y con todos los partidos en directo y en abierto. Desde que decimos buenas tardes hasta que decimos adiós, buenas noches. El espectáculo es un todo y además espectáculos tan bonitos y vibrantes como los que estamos viviendo en esta Eurocopa.

¿Es consciente de que hay millones de personas al otro lado de la pantalla?

En ese momento no lo piensas, en lo único que piensas es en el acontecimiento que estás contando e intentar hacerlo lo mejor posible, no cometer errores, ser lo más preciso posible. Pero sí que es verdad que en algún momento inevitablemente piensas en la cantidad de gente que lo va a ver, en el privilegio por contarlo y, de alguna manera, el privilegio que tiene la gente, a estas alturas de nuestras vidas y el negocio con respecto a los derechos de televisión, de poder vivir esta Eurocopa con todos los partidos en directo. Es un lujo del que sólo nos podemos congratular y felicitar.

¿Cuál ha sido el reto más grande al que se ha enfrentado en su carrera profesional?

Todos estos son retos. Yo he tenido la fortuna de poder contar varios mundiales, varias eurocopas. Y no te diría sólo un reto porque para mí, desde luego, cualquier acontecimiento de este tipo en sí ya supone un reto y siempre vas a encontrar alicientes suficientes, para que sea un reto mayúsculo.

"Mi plan A, como practicamente todos los chicos de mi generación, era ser futolista, pero no pudo ser"

Luque

Cuando empezó en el periodismo deportivo, ¿pensó que en algún momento iba a estar haciendo lo que hace ahora?

Lo soñaba, pero no me lo imaginaba. Yo, como la mayoría de los chavales de mi generación, tenía un plan A y un plan B. El plan A era común a prácticamente todos los chicos de mi generación, que era ser futbolista. Como no pudo ser, mi plan B era ser periodista. Y dentro del periodismo, si en aquel momento hubiera tenido que elegir, me habría quedado con narración. Siempre me ha apasionado, era un oyente empedernido sobre todo de radio, y mi gran sueño era precisamente esto. Así que no era capaz de imaginarlo, pero soñarlo sí. Desde que tuve la oportunidad de narrar para mí se abrió un horizonte de lo que yo había pensado desde pequeño que quería ser, escuchando a todos aquellos maestros de los que aprendí. Siempre digo que soy un gran afortunado. He tenido seguramente mi punto de suerte, pero en esta profesión, como en todas, la suerte hay que buscarla. Yo la busqué y me salió bien.

Hablemos del feedback de los espectadores.

En Mediaset estamos recibiendo un buen feedback, en el sentido de que las audiencias son muy buenas y como sucede en la mayoría de estos acontecimientos, a medida que va avanzando la competición se va a animando la gente, las audiencias. También contribuye que la Selección esté en semifinales, algo que muchos no hubieran pronosticado seguramente, pero que desde luego el equipo de Luis Enrique se ha ganado a pulso. Y bueno, creo que al final esto acaba siendo una comunión entre Selección y aficionados y ahí están los datos, las audiencias y todo un país volcado con un equipo que llevaba nueve años sin disputar una semifinal de ninguna competición y hoy lo va a hacer contra Italia y con todas las opciones. Y por qué no soñar. Yo desde luego creo que España puede estar por su puesto en la final del domingo.

De izquierda a derecha, Aritz Gabilondo, Luque y Pablo Pinto.

¿Qué resultado ve hoy?

Quiero ver una victoria de España, lo que pasa es que la experiencia de esta Euro, con todos los movimientos que ha habido dentro de un mismo partido incluso, me ha enseñado a no pronosticar, porque me equivoco siempre y con todo (risas). Esto que hablamos del 'mal del comentarista'. Entonces esta Eurocopa está siendo especialmente complicada para poder pronosticar. Todos hablábamos, por ejemplo, del grupo de la muerte y están todos eliminados, desapareció prácticamente en octavos de final. Desde el primer minuto ha sido una Eurocopa muy difícil para pronosticar. Lo que sí te digo es que quiero que la Selección gane a Italia y ver a España en la final.

¿Qué ocurre en el detrás de cámaras de Mediaset, lo que no ven los espectadores?

Me gustaría destacar el trabajo de todos los departamentos de Mediaset, porque es de justicia y hacer esto sin ellos sería imposible. Todo aquello que el espectador no ve lucir porque ve nuestras caras, escucha nuestras narraciones, ve nuestros bloques de deportes, los especiales, pero no ve todo el trabajo que hay detrás. Departamentos como el de producción, que es fundamental, el departamento de realización, el técnico, el de comunicación... Es un engranaje en el que todo el mundo arrima el hombro y que contribuye a que esto sea un gran acontecimiento y así se lo traslademos al espectador.