DEPORTIVO

Ian Mackay, decimocuarto portero del Depor en cinco años

El coruñés y Pablo Brea siguen engrosando la larga lista de guardametas blanquiazules en el último lustro. Ninguno ha estado en el club más de dos temporadas.

Ian Mackay, portero del Deportivo, en un partido con el Sabadell
Diario AS

El Deportivo ha cogido ritmo en el mercado y lo ha hecho incluso reforzando posiciones que parecían cubiertas de cara a la próxima temporada. Aguirre llegó para el lateral izquierdo y lo último en hacerse oficial ha sido el regreso a casa de Ian Mackay, que anuncia una nueva vuelta de tuerca para la portería deportivista.

El club blanquiazul lleva buscando estabilidad bajo palos desde el verano de 2016, cuando tras la marcha de Fabricio y en el último curso de Lux comenzó un carrusel de candidatos que, salvo contadas excepciones, ha sido un fiasco. Así, con la promoción al primer equipo del canterano Pablo Brea, y la llegada del propio Mackay, son ya 14 los guardametas que el Depor ha firmado en los últimos cinco años.

La portería ha sido uno de los agujeros negros del equipo coruñés en su particular descenso a los infiernos. Pocos han conseguido consolidarse con buenas actuaciones y prueba de ello es que ninguno se ha mantenido en el club más de dos temporadas desde entonces.

La temporada de los cinco porteros en el Deportivo

Esta travesía por el desierto le está saliendo cara al Deportivo, que no en pocos momentos ha visto cómo se escapaban puntos en las últimas temporadas debido a errores de sus porteros. No rindieron en Riazor ni guardametas experimentados como Tyton, Rubén o Pantilimon, ni tampoco jóvenes que venían a dar el salto a una liga importante como Roef o Koval.

El mayor esperpento se vivió en la temporada 2017-2018, la del último descenso a Segunda. Entre Pepe Mel, Cristóbal y Seedorf utilizaron un total de cinco guardametas en Liga: Tyton, Pantilimon, Francis, Rubén y Koval, que en su primera aparición duró 39 minutos en el campo antes de ser expulsado con roja directa.

El periodo más estable se vivió en Segunda División, con Dani Giménez haciéndose dueño de la portería y dejando sin opciones a los prácticamente inéditos Ortolá, Koke Vegas y Jovanovic.

Operación salida, también bajo palos

Lo que también implica la llegada de Ian Mackay es que el Deportivo tendrá que extender su operación salida también a la portería. Carlos Abad y Lucho García, que llegaron el verano pasado, tienen contrato, pero al menos uno tendrá que dejar el equipo.