VILLARREAL

El Villarreal recupera a casi un equipo de cedidos y debe valorar su futuro

El Villarreal CF afronta un mercado de verano con muchos frentes abiertos, siendo el de los jugadores cedidos uno de los más numerosos y con más decisiones por tomar.

El Villarreal recupera a casi un equipo de cedidos y debe valorar su futuro
JAVIER NAVARRO DIARIO AS

El Villarreal CF afronta un mercado de verano con muchos frentes abiertos, siendo el de los jugadores cedidos uno de los más numerosos y con más decisiones por tomar. El club castellonense debe recuperar a varios jugadores que esta temporada han militado como cedidos, que ahora deben regresar a la disciplina del club. Una larga lista de una decena de jugadores, con los que deberán decidir si tienen sitio en el primer equipo, deben seguir cedido, o son traspasados.

Una lista en la que se encuentran los jugadores: Mario González (delantero), Miguel Llambrich "Miguelón" (lateral derecho), Xavier Quintillà (lateral izquierdo), Enric Franquesa (lateral izquierdo), Iván Martín (extremo), Manu Morlanes (mediocentro), Jorge Cuenca (defensa central), Javier Ontiveros (extremo), Migue Leal (lateral), Nicolas Jackson (centrocampista)

De todos ellos, ya se ha decidido el futuro de Miguel Llambrich, ya que el Espanyol ha hecho efectiva su opción de compra por él. Y el de Mario González, delantero cedido en el Tondela portugués, y por el que parece se tiene ofertas para un posible traspaso. Destacan los casos de Manu Morlanes y Jorge Cuenca, ambos cedidos en el Almería y que pueden ser los dos jugadores con más opciones de un posible retorno al club.

Otros de los destacados son Iván Martín cedido en el Mirandés y Enric Franquesa cedido en el Girona, que han destacado en sus respectivas cesiones, y con los que se valorará su situación. También regresan los laterales Migue Leal y Xavier Quintillà, cedidos al Groningen y al Norwich, y que ambos deberán regresar a la disciplina del club. En ambos casos parece que la idea es prolongar una cesión en el caso de Leal y buscar una posible salida en el caso de Quintillà.

En el caso de Nicolas Jackson, siendo un jugador joven la idea es la de recuperarlo y buscar un equipo en el que pueda seguir creciendo. Por último destaca el caso de Javier Ontiveros, que tras un año cedido al Huesca y sin contar con casi opciones, parece que su futuro en el Villarreal es complicado y que la mejor opción sería una salida. Aunque su alta ficha y los ocho millones que se pagaron por él, no lo van a poner nada fácil.