KUWAIT

Kuwait, donde el fútbol habla español

La Federación kuwaití ha revolucionado su estructura futbolística y cuentan con entrenadores españoles desde categoría sub-12 a la absoluta.

Kuwait, donde el fútbol habla español

España. 1982. Kuwait se convierte en la primera selección del Golfo Pérsico en disputar un Mundial. Bilbao y Valladolid fueron las ciudades en las que el combinado kuwaití hizo historia. Tres partidos, derrotas ante la Inglaterra de Bobby Robson y la Francia de Platini y un meritorio empate contra la Checoslovaquia de Antonin Panenka. Recuerdos demasiado lejanos, puesto que en el próximo Mundial de 2022, Qatar, como anfitrión, devolverá al Golfo al Olimpo del fútbol.

Y en Kuwait pretenden que ese círculo que se abría en nuestras fronteras sea cerrado 40 años después por obra y gracia de una horda de entrenadores españoles encargados de revolucionar los cimientos del fútbol del país asiático. Las Eliminatorias para acompañar a Qatar en su Mundial se presentan en el horizonte. No obstante, marchan segundos de su grupo, solo por detrás de la favoritísima Australia, contra quienes se jugarán el liderato el próximo 6 de junio.

Aunque la Federación, cuando lanzó sus redes sobre la empresa barcelonesa 'Football Lab', tenía un objetivo a medio y largo plazo. No querían resultados inmediatos, que también, sino un lavado de cara estructural que cambie por completo las metodologías de trabajo hasta ahora implantadas en los distintos estamentos de la selección nacional. Derivando esto, de manera inevitable y positiva, en una mejora de las competiciones a nivel de clubes. Algo similar al proceso iniciado en Qatar años atrás, país donde ahora disfrutan o han disfrutado de futbolistas del talento de Santi Cazorla, Raúl, Gabi o Xavi, haciendo este último una mili en los banquillos antes de dar el salto al fútbol europeo (¿Barça?).

Made in Spain

Andrés Carrasco se hizo cargo de la absoluta el pasado mes de noviembre y es la cara más visible del proyecto. Formado en La Masía, ha ostentado diversos cargos en lugares tan dispares como el Dinamo Tbilisi (Georgia), el Málaga, el Sabadell, el Western Sidney Wanderers o el Shakhtar Donetsk (Ucrania). Le acompaña Carlos González, formado en la cantera del Atleti, como seleccionador sub-23 (equipo olímpico) y técnico del principal equipo del país, el Kuwait SC. Además de entrenadores asistentes como Carlos Antón, fisios como David Rodríguez, David Galán y Javier Benavent, entrenadores de porteros personados en David Pérez y Borja Montero, Javier Usero como analista y un listado que tiene profesionales colocados de categoría sub-12 en adelante.

Carlos González, cuarto por la izquierda, seleccionador olímpico de Kuwait.

Como decimos, no se trata de algo que busque la inmediatez, sino que se trata de una agitación de los cimientos. De ahí que se haya optado por personas con experiencia en grandes canteras como la del Barça, el Atlético o la del Shakhtar Donetsk. Y es que, Kuwait, hasta el bache reciente que les impulsó a dar este paso, era el país más destacado del Golfo Pérsico (es el mayor campeón de la Copa del Golfo, con diez entorchados). Aquello de enseñar a pescar y no dar directamente el pescado...

El talento kuwaití es muy codiciado en la zona y de esta manera se pretende impulsar su desarrollo, algo que, a pesar del escaso tiempo pasado, ya comienza a dar sus frutos en la Absoluta, donde ha bajado considerablemente la media de edad de los convocados, no afectando esto a los resultados obtenidos. Australia será una buena vara de medir el nivel kuwaití en el citado partido, pero el relevo generacional parece asegurado en una carrera de fondo cuya meta es dejar de hablar de Mundiales en pasado.