REAL MADRID - SEVILLA

'Expediente Óscar Rodríguez', de la ilusión al ostracismo

El canterano del Real Madrid visita a su exequipo tras una temporada en la que no ha cuajado como se esperaba a las órdenes de Lopetegui

Sevilla
'Expediente Óscar Rodríguez', de la ilusión al ostracismo
As.com

Óscar Rodríguez se enfrentará esta noche al club en el que se formó y lo hará envuelto en las dudas que su irregular temporada ha provocado. El futbolista nacido en Talavera de la Reina hace 22 años, fue el primer fichaje de la temporada de un Sevilla que apostó fuerte por él. Y una de las primeras ventas de un Real Madrid que no quiso desprenderse de todo de sus servicios. De este modo, la operación se cerró en 13,5 millones de euros por el 75% del pase de Óscar, mientras que el Real Madrid aún conserva el 25% de su propiedad.

Su gran temporada cedido en el Leganés, donde marcó 9 goles y repartió dos asistencias que permitieron a los pepineros soñar por la permanencia, llevó al Sevilla a postar con fuerza por él. De hecho, si no se tiene en cuenta la opción de compra que se ejerció por Suso y que llevaba cerrada desde enero del año pasado, Óscar ha sido el fichaje más caro de Monchi en la temporada actual.

Sin embargo, Óscar no ha sido capaz de agarrar la camiseta de titular en ningún momento. Hasta la fecha ha jugado 873 minutos repartidos en 25 partidos, marcando dos goles en la Copa del Rey y dando dos asistencias en la Liga de Campeones. Si se tienen en cuenta sus apariciones más recientes, se observa que Óscar sólo ha jugado 83 minutos en los últimos nueve partidos.

Antes de esta sucesión de encuentros, Óscar fue la principal sorpresa de Lopetegui en el once titular que intentó remontar la eliminatoria de octavos de final de la Champions en el feudo del Borussia Dortmund. Aquella noche del 9 de marzo, Óscar sí se pareció al futbolista que encandiló a la dirección deportiva sevillista y bajo su batuta se llegó a soñar con la remontada que hubiera permitido al Sevilla colarse en los cuartos de final el máximo torneo continental. Pero aquello fue un espejismo puesto que la confianza de Lopetegui en sus servicios se desvaneció. Hoy volverá a esperar su oportunidad desde el banquillo para intentar brillar ante su ex.