BADALONA - HÉRCULES

El plan B de Manolo Díaz quiere dejar más cerca la Primera RFEF

El Hércules, impulsado por su dinámica ganadora, busca un triunfo en Badalona para dar otro paso de gigante. El técnico madrileño anuncia cambios.

El plan B de Manolo Díaz quiere dejar más cerca la Primera RFEF
FITO GONZALEZ DIARIO AS

Vuela el Hércules hacia su nuevo objetivo. Tres victorias consecutivas le han impulsado en la tabla y han llenado el depósito de moral tras estar herido de muerte. La derrota en Lleida parecía letal, pero el Hércules tiró de amor propio para revertir su destino. Y su presente no puede ser mejor. El equipo de Manolo Díaz lo tiene todo encarrilado para clasificarse para la Primera RFEF. Por eso, el reto del 'nuevo' Hércules es sentenciar el pase cuanto antes. En Badalona (19:00 horas) se puede dar otro paso de gigante.

Poco le importan al cuadro alicantino las circunstancias que rodean el partido. No hay cansancio, pese a jugar el pasado miércoles. Tampoco se tienen en cuenta las bajas. Ni siquiera inquieta el césped artificial de Badalona. Se siente tan fuerte el Hércules que lo que antes parecían montañas se ven ahora simples piedrecitas en el camino. Hasta Manolo Díaz ha anunciado rotaciones, en parte obligado por las bajas.

El técnico del Hércules no podrá contar con Appin, Teo, Tano y Sidoel, todos ellos lesionados. Pedro Sánchez, clave en la reacción, está sancionado. Por eso, Díaz tirará de su segunda unidad para retocar el once. Javi Pérez, Alfaro o Benja pueden tener su oportunidad de inicio. El que no descansará será Abde. El marroquí es ahora mismo la locomotora blanquiazul, el hombre por el que pasa todo el peligro. El canterano, señalado por los focos, pasa ahora la prueba de la responsabilidad, esa que te obliga a brillar cuando todo el mundo está pendiente de ti.

El Badalona llega tocado. El conjunto catalán estuvo a un paso de meterse en la fase por el ascenso, pero parece que no se ha repuesto del golpe. Hoy apura sus opciones de meterse en la pelea y ahora la presión está en su tejado tras dos derrotas y un empate. El Hércules es consciente de eso y puede dejar fuera de la pelea a otro rival, además de dejar casi listo su pase a la Primera RFEF.