INGLATERRA

Chelsea, la metamorfosis de un finalista

Tuchel tomó las riendas del equipo 'blue' cuando era noveno y se había clasificado en la Champions con más pena que gloria. Hoy el Chelsea es otro.

Londres
0
Chelsea, la metamorfosis de un finalista
DPA vía Europa Press DPA vía Europa Press

27 de enero de 2021. Thomas Tuchel coge las riendas del Chelsea tras el estrepitoso fracaso de Frank Lampard. Clasificado in extremis para la fase final de la Champions, noveno en la Premier gracias a una exigua victoria ante el Fulham y eliminado de la Copa Carabao, el objetivo de los blues pasaba por estar en Europa el curso que viene. Tres meses después, esto es lo que ha cambiado en los londinenses para estar en la final de Estambul.

Tuchel les ha hecho creer

Los jugadores son los mismos que con Lampard, pero no lo parecen. En 24 partidos desde la llegada de Tuchel, 16 victorias, 6 empates y 2 derrotas que han servido para poner al equipo cuarto en la Premier y para meterse en la final de la FA Cup y la Champions League. La calidad estaba ahí, pero había que creérselo. La temporada que viene ya han anunciado que irán a la caza del City en la lucha por la liga.

Blindaje en torno a Mendy

Para lograr la mejoría, Tuchel entendió que había que blindar al equipo. Para ello cerró filas en torno a Mendy (de un plumazo resolvió el debate generado con Kepa), y con la defensa de tres formada por Azpilicueta, Rüdiger y Thiago Silva el Chelsea se convirtió en un agujero negro para sus rivales. Apenas 10 goles en contra en esos 24 partidos, cinco de ellos, por cierto, en la desconcertante derrota ante el Aston Villa.

El centro del campo carbura

La suerte con las lesiones ha acompañado al Chelsea, es cierto, pero Kovacic, que estaba siendo la manija del equipo, no estuvo en la eliminatoria. El rendimiento de Jorginho, y sobre todo de Kante, que estuvo espléndido contra el Real Madrid, han sido la clave no solo para el rendimiento ofensivo sino también para ahogar a los rivales con una presión asfixiante.

Mount es una estrella

Tras gastar más 250 millones de euros en fichajes este verano, resulta irónico que la estrella haya sido un canterano como Mason Mount. Extraordinaria la temporada del inglés, que, a sus 22 años, ha demostrado que es uno de los mejores jugadores de Europa.

Confianza para los señalados

A pesar del partidazo del Chelsea en Madrid, Timo Werner salió señalado. Tuchel le dio confianza y sí, volvió a fallar en Londres, pero también marcó. Una gestión similar ha hecho con Havertz, Ziyech o incluso Kepa, y todos han respondido a su confianza con una mejor versión que con Lampard