BRASIL

Gerson domina la Libertadores en busca del retorno a Europa

El centrocampista de 23 años de Flamengo ha deslumbrado con su nivel en las dos primeras fechas del torneo continental que ya conquistó en 2019.

El centrocampista de 23 años de Flamengo ha deslumbrado con su nivel en las dos primeras fechas del torneo continental que ya conquistó en 2019.
Pool Getty Images

Gerson ha sido uno de los grandes protagonistas en el inicio de la Copa Libertadores 2021. El centrocampista de 23 años ha sido clave en los dos triunfos de Flamengo, claro candidato al título de un torneo que ya conquistó en 2019. Con un despliegue dominante en la medular ha ofrecido seguridad en los pases, profundidad y trabajo defensivo a un nivel extraordinario en el continente sudamericano.

En el estreno ante Vélez sumó una asistencia en el gol que abrió la cuenta en Liniers y en un partido exigente mostró una exhibición de principio a fin del encuentro. Ya ante Unión La Calera ni siquiera necesitó un esfuerzo tan alto y después de mandar en campo rival durante todo el primer tiempo, tras el descanso se mostró más posicional para dejar correr a los jugadores más adelantados.

De entre todas las facetas con las que es capaz de brillar sobre la cancha, llama la atención su seguridad en el pase. En los dos primeros partidos del torneo continental ha conectado el 91% de los pases intentados, muchos de ellos para superar líneas defensivas o para filtrar balones arriesgados. En este aspecto ha mejorado mucho desde que se dio a conocer, facilitado por la confianza en sí mismo y unas condiciones técnicas innatas. 

Experiencia en Europa

El futbolista formado en Fluminense llegó al futbol europeo de la mano de la Roma, que pagó 16 millones de euros cuando apenas había cumplido los 18 años. Su adaptación fue complicada y en esa primera campaña apenas participó en cuatro partidos de la Serie A y en seis de Europa League. En la temporada 17/18 contó con más minutos y participó hasta en 24 partidos del campeonato italiano. Sin embargo, solo en ocho fue titular. En busca de minutos salió cedido a la Fiorentina y ahí sí se vio ya a un Gerson más maduro y con capacidad de mando en el centro del campo. Fue pieza clave del equipo Viola y solo se perdió dos partidos. Además, anotó tres tantos.

Después esa temporada en Florencia no quedaba duda de que tenia una carrera asegurada en el fútbol europeo. Sin embargo, tomó una decisión valiente cuando optó por volver a Brasil, para formar parte del ambicioso proyecto de Flamengo con el que tantos éxitos ha logrado. Ahora buscará su segunda Copa Libertadores para quedar en la historia del Mengao.

Nuevos retos

Con apenas 23 años Gerson acumula una experiencia dilatada y, si se lo propone, podrá volver al fútbol europeo, donde no le faltarán ofertas para fichar por un equipo con aspiraciones importantes. Además, su contrato con Flamengo finaliza en 2023. En el fútbol sudamericano no le quedan ya etapas por quemar y debe aspirar a más. No solo a nivel de clubes, sino también con la selección de Brasil, donde no ha sido aún convocado por Tite. La competencia es alta, pero a buen seguro que puede entrar en los planes a corto plazo, si no en la Copa América, sí en las próximas fechas de Eliminatorias.

El jugador de Flamengo solo ha vestido la camiseta de Brasil en un ya lejano Sudamericano Sub-20 de 2015. Además, aunque por edad podría disputar los Juegos Olímpicos de Tokyo, es poco probable que reciba la llamada de Jardine si no se arregla la polémica que se produjo en el Preolímpico, cuando el futbolista alegó desgaste físico para no acudir a la cita.