GRANADA

Tiempo de cambios en el Granada

El Granada inicia la era post-Monterrubio. El ya exdirector general no pudo despedirse de Diego Martínez ni de la plantilla. Patricia Rodríguez, con mando en plaza.

0
Tiempo de cambios en el Granada
Parker Diario As

El Consejo de Administración del Granada, en un frío comunicado, anunció la destitución de Antonio Fernández Monterrubio del puesto de director general. También se conoció que Paula de la Peña dejaba de ser responsable del departamento de Relaciones Externas y Desarrollo. Una revolución desde dentro.

Las funciones de Monterrubio serán asumidas por el propio Consejo, según se anunció en el mencionado comunicado, del que forma parte Patricia Rodríguez, que se incorporó al club el pasado 22 de febrero como consejera tras su exitosa etapa como directora general del Elche.
Las razones de esta decisión no han trascendido, pero la salida ha sido más abrupta de lo deseable. Monterrubio quería despedirse personalmente tanto de la plantilla como del entrenador, Diego Martínez, pero no le dejaron. Significativo.

Puede resultar llamativo que se haya tomado esta decisión con un ejecutivo que, desde su llegada en 2017 (el equipo estaba en Segunda) tuvo que asumir decisiones importantes, casi, como si fuera el presidente. Tanto John Jiang como su sucesor en el cargo, Rentao Yi, no han tenido presencia en el día a día y han estado pendientes del club desde la distancia. La realidad es que desde el cambio en la presidencia, las cosas fueron otras para Monterrubio y con el aterrizaje de Patricia Rodríguez, el principio de su adiós.

El ya exdirector tuvo que tomar decisiones trascendentales que, por supuesto, ayudaron a que el Granada esté en Primera y haya hecho historia en la Europa League. Tuvo que hacer un severo reajuste. “Cuando llegamos tuvimos que sacar a 72 jugadores. No partimos de cero sino de menos 72” comentó en una entrevista con AS donde explicó cómo reflotó una nave en complicadas aguas prescindiendo de futbolistas de todas las categorías tras duras negociaciones también con fondos de inversión. Trabajó muy duro en asuntos gravosos para el club como los casos de Adrián Ramos, Tin Angulo, Rochina o el límite coste-plantilla. Todo hasta estabilizar a la entidad en un límite salarial de 56,403 millones de euros (el undécimo de Primera) y un presupuesto de unos 70 millones de euros.

La renovación de Diego Martínez

Desde hace tiempo es el gran objetivo de la entidad y no va a ser menos en esta nueva era post-Monterrubio. Ideal se hizo eco del encuentro de Patricia Rodríguez con Diego Martínez poco antes de comunicarse el cese de Monterrubio. Este martes ha sido el director deportivo Fran Sánchez, quien ha charlado con el técnico a pie de campo. Obviamente no se sabe de qué hablaron. Pero queda claro que el proyecto del futuro Granada pasa por la continuidad del entrenador vigués.