VILLARREAL 1 - BARCELONA 2

Aprobados y suspensos del Barcelona: Griezmann se pone el traje de Messi

El delantero francés dibuja uno de sus partidos más completos desde que juega en el Barça, marcando los dos goles que ponen LaLiga a tiro de los blaugrana.

Ter Stegen: Tuvo pocas intervenciones, pero muy decisivas, sobre todo una a remate de Capoue que sacó milagrosamente con los pies en la misma línea de gol. En el gol del nigeriano Chukwueze poco pudo hacer, ya que se plantó solo ante el meta, regateando al meta alemán con mucho criterio. Estuvo muy participativo con los pies a la hora de sacar el balón, sobre todo en la primera parte.

Mingueza: Gran partido una vez más del canterano, que supo leer siempre las necesidades que tenía el equipo. Suya fue la asistencia que permitió a Griezmann empatar el partido con una genial vaselina. Lleva ya doce partidos consecutivos en el once titular y a este paso no le quitan de ahí ni con aguarrás.

Piqué: Sufrió mucho con Paco Alcácer, demostrando que aún no está al cien por cien. Extrañamente no cubrió a Gerard Moreno, quizás porque cubrir a su mejor delantero era un riesgo muy alto si no está del todo seguro. Tuvo algún problema para sacar el balón ante la presión del Alcácer. Bien en el juego aéreo donde evitó más de una jugada peligrosa. En los últimos minutos se emparejó con Moreno, ofreciendo mejores soluciones.

Lenglet: Le tocó bailar con la más fea, Gerard Moreno, y cumplió el expediente con creces. El delantero del Villarreal apenas tuvo dos acciones de peligro y en una, un cabezazo, parece que venía de un empujón claro al francés.

Dest: Jugó sólo 45 minutos. Fue sustituido al descanso por Sergi Roberto. Se las tuvo con Alberto Moreno, al que nunca acabó de desbordar por su banda. Le sigue faltando un poco más de confianza en su juego para consolidarse en la banda derecha.

Sergio Busquets: Buen partido del internacional español, que pese a no encontrar en esta ocasión líneas tan fluidas de pase, sí que supo mover en muchos momentos del juego con criterio al equipo. Vio una amarilla y fue sustituido en los minutos finales.

Pedri: El canario empieza a dar claros síntomas de cansancio. Ha llegado al final de la temporada exhausto tras haber jugado todos los partidos de esta temporada, a excepción de uno. Estuvo participativo y muy dinámico, pero se le vio fallón y sin la frescura de otras ocasiones. Aun así, su presencia en el campo es imprescindible porque aporta criterio y talento en el mediocampo.

De Jong: Aún debe estar preguntándose cómo no salió del estadio de La Cerámica al menos con un gol porque tuvo dos ocasiones clarísimas, de esas que dan la vuelta al mundo, sobre todo la primera con un remate a bocajarro tras una gran asistencia de Alba que aún debe estar pensando Asenjo cómo la sacó en la misma línea de gol. Después, el holandés tuvo otra gran ocasión, solo ante Araujo tras una gran asistencia de Dembélé, pero el balón se le fue incomprensiblemente fuera tras un intento de vaselina.

Alba: Buen partido del lateral izquierdo, que estuvo muy participativo desde su banda, aunque en esta ocasión no pudo contabilizar ninguna asistencia. Trabajó mucho para frenar a un incombustible Chukwuze. Por ciertoi, un desafortunado resbalón suyo propició el gol del ngeriano.

Messi: No marcó, no dio ninguna asistencia, pero fue una vez más decisivo en su juego. Provocó la expulsión de Trigueros, con roja directa, por una entrada a destiempo y supo siempre poner el ritmo que necesitaba el partido, contemporizando o acelerando. Contó con pocas ocasiones claras, pero en un remate seco escorado obligó a Asenjo a hacer una intervención de mucho mérito.

Griezmann: Este es el jugador que el Barcelona creía que había fichado hace dos veranos. Un futbolista comprometido con el equipo, pero a la vez capaz de ser decisivo y resolver los partidos. Marcó un golazo gracias a un gran pase al espacio de Mingueza y de una magistral vaselina que dejó clavado a Asenjo. Además el gol llegaba al minuto de que el Villarreal se hubiera adelantado en el marcador. Pocos minutos después, el francés aprovechaba una cesión defectuosa de Fuyth para rematar fuerta a la salida del meta del Villarreal y adelantar a los blaugrana. Con este doblete, Antoine ha firmado ya once en LaLIga.

CAMBIOS:

Sergi Roberto: Cumplió en los 45 minutos que jugó en la segunda parte. Se colocó como lateral derecho y leyó perfectamente el guion.

Ilaix: Le pone intensidad y fuerza a todas sus acciones. Koeman ya tiene a su Wijnaldum en el mediocampo.

Dembélé: Salió un poco frío, pero poco a poco se fue calentando y llegó a dibujar una enorme asistencia a De Jong, que erró de manera incomprensible.

Araújo: Entró cuando faltaban cuatro minutos para acabar el partido, pero su presencia se hizo notar en el campo.