ALEMANIA

André Silva ya tiene precio

Atlético de Madrid, Barcelona y Manchester United, entre otros, ya sonaron como pretendientes del ex del Sevilla y Milán. El Eintracht niega su cláusula.

André Silva podría convertirse en una de las gangas del verano. Según informa la web deportiva alemana Sport1, el delantero del Eintracht Frankfurt cuenta con una cláusula de rescisión en su contrato con el conjunto hessiano que asciende a un total de 30 millones de euros. En un pasado, se llegó a hablar de, al menos, 40 kilos que serían necesarios para desvincularle de las águilas, pero todo apunta a que el Eintracht no tendría nada que hacer si se presenta una entidad que esté dispuesta a pagar los 30 que figuran en su presunta cláusula.

Novias no le faltan al ariete portugués después de una temporada en la que, de una vez por todas, se ha convertido en uno de los nueves de referencia en el panorama europeo. Sus 23 dianas en 26 apariencias en la Bundesliga solo están siendo superadas por Robert Lewandowski (35 goles) y habrían levantado el interés de algún que otro grande del continente. Atlético de Madrid, FC Barcelona y Manchester United, entre otros, ya sonaron como pretendientes del ex del Sevilla y Milán.

En Frankfurt, donde tendrán que lidiar con las marchas del entrenador Adi Hütter y el máximo responsable del área deportiva Fredi Bobic en verano, siguen convencidos de poder retener a Silva más allá de verano. “André es inteligente y sabe todo lo que le debe al Eintracht Frankfurt“, fueron las palabras de Bruno Hübner, director deportivo del cuarto clasificado de la Bundesliga. “Se ha desarrollado de manera sensacional con nosotros y seguro que lo tendrá en cuenta en sus consideraciones“, concluyó.

Holzer lo niega todo

El presidente de la junta de supervisión del Eintracht, Philip Holzer, ha desmentido la información de la cláusula de André Silva. El pasado miércoles tuvo un encuentro informal con Rangnick, antiguo director deportivo del Leipzig, con la vista puesta a rellenar los puestos vacantes de cara a la próxima temporada. Sin embargo, la reunión no fue tal y como estaba previsto, tal y como reconoció el mandatario del club en declaraciones recogidas por Kicker: "Ambas partes sentimos rápidamente que había diferentes puntos de vista sobre la direccion y del desarrollo del club".

Pero lo más llamativo de la intervención de Holzer es la acusación que vierte sobre la figura de Rangnick. Según su testimonio, el director deportivo informó a los medios de comunicación sobre la reunión que mantuvieron y, además, lo hizo exponiendo hechos falsos como la presunta cláusula de rescisión de André Silva por 30 millones de euros. "No se corresponde con los hechos", explica Holzer. Si sus palabras se ajustan a la realidad, el chollo del verano no será tal.