DEPORTIVO

Miku: "El equipo está listo para otro partido de ganar o ganar"

El delantero del Deportivo cree que el grupo se encuentra cómodo en duelos como el del domingo ante el Numancia: "Sabemos la responsabilidad de lo que nos jugamos".

Miku en unp artido con el Deportivo
Jesus Sancho (Sanchofoto) DIARIO AS

Entre la exigencia propia del Deportivo y el formato de la competición, la plantilla blanquiazul siente que lleva jugando finales todo el año. Por ello, Miku asegura que el grupo está preparado para afrontar duelos en los que sólo vale ganar como el de este domingo ante el Numancia. El delantero venezolano se siente cómodo en este tipo de situaciones límite y recuerda también la ocasión que falló ante el Langreo:

Otra final: "Hemos jugado muchos partidos de ganar o ganar y parece que el equipo se siente cómodo en estas situaciones. Los clubs grandes siempre tienen obligación de ganar y este no es una excepción. Este año, por el calendario y el formato se han dado muchos encuentros en esta tesitura y he visto al equipo listo a nivel mental. Estoy convencido de que el domingo, en casa y con más gente, el equipo responderá".

Presión: "Cuando empecé en el fútbol y me estrené en Primera con el Valencia aprendí que en todos los partidos hay que ir por los tres puntos. Más allá de circunstancias como la clasificación. En el Celtic lo ratifiqué. Allí todo lo que no fuera ganar, era un fracaso. Ganamos la liga perdiendo sólo tres partidos, pero esas tres derrotas fueron catástrofe. Y aquí pasa lo mismo. Voy por los pasillos de Riazor, veo las copas, los recuerdos de los éxitos y te das cuenta de que el club tiene esa grandeza que te exige estar preparado. Hay que estar tranquilos, pero sabiendo la responsabilidad de lo que nos jugamos".

Ocasión en Langreo: "Cuando hago el recorte el balón pica y se va un poco largo. La única forma de patear era hacia ese lado. Los compañeros me dijeron que tenía que hacerla cruzado, pero no me daba el tobillo para girar. Así que intento puntearla y se fue por un centímetro. Me duele porque si la metía, por el minuto que era, sé que habríamos ganado el partido".