REAL MURCIA

Arranca la ‘Misión Imposible’

El cuadro grana arranca la segunda fase, en la que tiene la difícil tarea de lograr una de las dos plazas que dan acceso a Primera RFEF.

Arranca la ‘Misión Imposible’
PASCU MENDEZ DIARIO AS

El Real Murcia tiene una oportunidad de hacer que su temporada no sea catalogada de fracaso, aunque ya no pueda cumplir el objetivo marcado al inicio de la misma: el ascenso a Segunda División. El cuadro de Nueva Condomina inicia ahora una liguilla en la que buscará una plaza en Primera RFEF, la futura Segunda B. De no conseguirlo, descenderá un peldaño en el escalafón del panorama futbolístico nacional. Disputaría la próxima campaña la cuarta competición de España, equivalente a la Tercera actual.

Pero estar en Primera RFEF no será nada fácil, todo lo contrario. En una liguilla con seis equipos, el Real Murcia ocupa la quinta posición por la puntuación obtenida durante el campeonato regular. El líder, Sevilla Atlético, tiene cinco puntos más. El segundo, el Linense, está tres por encima y es el primer rival del conjunto de Loreto. Todo lo que no sea ganar en La Línea será un paso atrás y poner todavía más complicada la presencia en Primera RFEF.

A todo ello, hay que sumar que frente al Linense no estará un hombre clave: Alberto Toril. El máximo goleador murcianista, siete tantos, es baja por sanción. Ton Ripoll y Baro se unen a las bajas de Curto, Iván Pérez y Palazón. Todo esto ha hecho que Loreto se haya visto obligado a tirar del Imperial, citando a Lozano, Rognny, Cuxart y Tiku.

En cuanto al Linense, rival habitual de los granas en los anteriores formatos de Segunda B, se trata de un equipo que acabó cuarto en su grupo y que compitió hasta el último momento por estar entre los tres primeros. En casa no ha sido regular, con tres victorias, cinco empates y una derrota. El delantero Pito Camacho, con nueve dianas, es uno de sus futbolistas más destacados.