CHAMPIONS LEAGUE

"Un gran reflejo de lo mal que está LaLiga, no fueron una amenaza"

Rio Ferdinand y Joe Cole cargaron contra el Atlético en BT Sports. Las derrotas se acumulan y la percepción de los equipos españoles empieza a cambiar en el exterior.

Mbappé abrió la veda en Barcelona y la caza al conjunto español ha empezado en Europa. La primera semana y media de eliminatorias en la competición continental ha sido una pesadilla para los conjuntos de LaLiga, salvo honrosas excepciones. El Barcelona, junto a la Real Sociedad (perdió 0-4 ante el Manchester United), tuvieron la caída más estruendosa con un Sevilla que vivió un tropiezo con cierta posibilidad de arreglo (2-3). Misma situación para el Atlético de Madrid, que cayó por 0-1 en un partido en el que levantó la muralla ante el Chelsea. Una que se derribó gracias al talento a la hora de rematar de manera excepcional de Olivier Giroud, que aprovechó al máximo la mala suerte en el despeje de Mario Hermoso. Todo esto sucedió cuando aún tiene que salir el Real Madrid a la palestra, que afronta el partido de ida ante la Atalanta con un once de circunstancias. De momento, Granada y Villarreal salvaron el orgullo en la Europa League con sus victorias ante Nápoles y RB Salzburgo a falta de la vuelta.

Después de dominar la pasada década en Champions con el Barcelona ganando dos títulos, el Real Madrid, cuatro, el Atlético sumando dos subcampeonatos y la presencia de algún invitado más en las eliminatorias como Sevilla, Valencia e incluso Málaga, las tornas están cambiando. Solo la Europa League, ampliamente dominada por el fútbol español (cuatro triunfos sevillistas y tres atléticos de doce ediciones disputadas incluyendo esta desde el cambio de nombre), queda como un medio refugio esta temporada.

El mando del fútbol europeo de élite parece escaparse de LaLiga. Las nuevas grandes estrellas están, de momento, en otras ligas y el fútbol inglés, tan receloso de las competiciones continentales en sus inicios, avanza con fuerza hacia el trono con dos candidatos que son pesos pesados: el Liverpool ya coronado campeón en Madrid y un City con superplantilla que aspira a un título que no acaba de llegar porque el peor día les pilló siempre en Europa. Desde Francia, el PSG ha rozado el último escalón, Alemania tiene al vigente campeón (Bayern) y un Dortmund que amenaza más mientras le dure Haaland y en Italia, la Juventus está venida a menos respecto a otras temporadas, pero cuentan con Cristiano Ronaldo, el mejor jugador de la historia de la competición. Todo esto, sin mirar a los banquillos, donde la Premier agolpa en sus bandas buena parte del 'star system' (Klopp, Pep, Mourinho, Tuchel, Ancelotti...), una notable clase media con Nuno, Bielsa, Rodgers o Hassenhüttl y leyendas en formación como Solskjaer, Arteta y el recién destituido Frank Lampard. A la zaga le va Alemania con Flick como inesperado arquitecto del campeón de Europa o el binomio de Leipzig entre Nagelsmann y Rangnick. 

"Si es lo mejor que LaLiga tiene para ofrecer, entonces están en problemas".

Joe Cole

Los resultados evidencian una realidad que ahora resuena en los platós internacionales: los equipos de LaLiga ya no asustan como antes.

Cambia la percepción

El cambio está siendo percibido por todos. Técnicos, jugadores y también, leyendas del balompié extranjero que ahora debaten sobre el juego en distintos medios en su países. Rio Ferdinand y Joe Cole fueron duros con Atlético y Barça tras su partidos de ida. Una idea a la que se sumó Giuly.

"Esto es un gran reflejo de la pobreza actual de la Liga, no son una amenaza". Rio Ferdinand fue tan contundente en el postpartido en BT Sports como solía serlo sobre el campo. Joe Cole, ex del Chelsea, no rebajó el tono. "Si es lo mejor que LaLiga tiene para ofrecer, entonces están en problemas". Todas las críticas iban dirigidas al actual líder de la competición, el Atlético de Madrid.

Tanto Cole como Ferdinand criticaron a un Atlético defensivo, como siempre, pero mucho menos amenazador que en otras ocasiones. "Este no es el Atlético de Madrid que hemos visto otras veces", aseguraba el ex del United. El antiguo extremo del Chelsea se extendió más en el diagnóstico de lo sucedido. "El Chelsea tuvo una noche sin sobresaltos y no dejaron morder al Atlético. Un éxito táctico. El Atleti parecía una sombra de si mismo. Pensé que iba a ser más duro (para el Chelsea) sin Kanté pero el Chelsea dominó. Controlaron la posesión y llevaron el mando del partido. Me sorprendió que Simeone no hiciera cambios antes. No veo como pueden meter mano al Chelsea en Stamford Bridge", sentenció.

Una semana antes, Cole no dudó en señalar a Messi y al Barcelona después de deshacerse en elogios hacia Mbappé en la misma BT Sports. Además de acusar de cierto 'desinterés' al argentino, el inglés aclaró que no es solo él, es el equipo. "Messi es un líder ahí fuera, al igual que Piqué y Busquets. La columna vertebral del Barcelona parece débil y se cae a pedazos. Fue 4-1, pero podrían haber sido cinco o seis. Son tiempos preocupantes en Barcelona", sentenció.

Giuly, ex de Mónaco y Barcelona, también se movió en esa línea. "Es cierto que el Barcelona se hace viejo y se encuentra al final de su ciclo. Pero el PSG jugó el partido perfecto", aseguraba el francés.

Después del encuentro de Barcelona fue el propio Koeman el que realizó el mejor diagnóstico. "Seguramente sí sea un baño de realidad. Ellos han sido superiores y han demostrado tener un equipo más completo. Hay que aceptarlo, seguir en el mismo camino y mejorar cosas. Sabemos que esto puede pasar porque son un gran equipo y que, por experiencia, y muchas cosas más, están por delante de nosotros ahora". Un "baño de realidad" en el que se están mojando varios equipos de LaLiga.