BRASIL

Marcos Leonardo, la gran alegría de Santos en el 2021

Después de caer en la Copa Libertadores el equipo paulista ha encontrado una nueva joya de apenas 17 años que no para de marcar goles importantes.

Después de caer en la Copa Libertadores el equipo paulista ha encontrado una nueva joya de apenas 17 años que no para de marcar goles importantes.

Marcos Leonardo es uno de los grandes nombres del Brasileirao en el tramo final y la gran alegría para Santos después de caer en la final de la Copa Libertadores hace apenas unas semanas. Este delantero de apenas 17 años, que cumplirá la mayoría de edad el 2 de mayo, ha marcado en las tres últimas jornadas y ha sido clave para sumar unos valiosos puntos que mantienen al equipo con opciones de clasificar a la nueva edición del gran torneo continental de clubes.

Se trata de un futbolista de área, de los que tienen instinto para marcar en diferentes circunstancias, con cualquiera de sus pies o con un remate de cabeza bastante destacado a pesar de sus 174 centímetros de estatura. El olfato lo ha demostrado en esta fantástica racha anotadora en el Brasileirao, cuando se ha mostrado siempre bien colocado en el área para rematar con comodidad. Tal es la confianza y el nivel mostrado que incluso tomó la responsabilidad de lanzar un penalti que convirtió ante Atlético Goianiense para rescatar un empate.

El último tanto lo logró ante Corinthians y fue el único que se vio en el Clásico paulista que decidió este joven goleador al poco de iniciar la segunda mitad. Un gol muy especial, el número 1.000 en un estadio tan emblemático como Vila Belmiro. En total ha convertido cuatro en el torneo liguero. Ha participado en 17 partidos, pero ha sido en esta recta final de campeonato cuando ha explotado. Su primer gol como profesional lo logró en octubre, cuando apenas llevaba cinco minutos en el campo.

Aunque su pie más hábil es el diestro, el que usa cuando puede elegir y con el que muestra una mayor precisión. Sin embargo, se le ha visto marcar cantidad de goles con la zurda en las categorías inferiores de Santos. No es especialmente veloz ni maravilla con carreras de potencia o regate. Pero siempre se encuentra en el lugar correcto para recibir y finalizar. Un jugador que de mantener la progresión, tendrá un valor incalculable.

Le queda mucho margen de mejora, puede trabajar para aparecer más en el juego, no pasar desapercibido en algunos tramos y ayudar más a sus compañeros. Ya sea con movimientos que le permitan recibir en opciones ventajosas o retrasando la posición para generar superioridad en tres cuartos de la cancha.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Mlsa (@marcosleonardo09)

Santos, sancionado sin fichar y con grandes problemas económicos, puede respirar con la buena campaña de Kaio Jorge, la aparición de Sandry y con esta de Marcos Leonardo. Parece que la base funciona y abastece de jugadores talentosos que mantiene la competitividad. También están otros como Angelo que va sumando minutos a sus 16 años.