GIRONA

Bernardo Espinosa, el futbolista insustituible para Francisco

El central es el único jugador del Girona que supera los 2.000 minutos en Liga esta temporada. Sólo se ha perdido el partido ante el Mallorca por sanción.

Bernardo Espinosa, el futbolista insustituible para Francisco
Girona FC

Bernardo Espinosa es el único jugador insustituible del Girona. Los datos así lo demuestran y es que si está disponible disfruta de todos los minutos de juego. Es el único futbolista del Girona, incluyendo a los porteros, que ha superado los 2.000 minutos en Liga y se constata que el técnico rojiblanco tiene una confianza ciega en él. Es el líder de la defensa rojiblanca y el único duelo que se ha perdido esta Liga fue el de la jornada 12 contra el Mallorca por sanción (vio dos amarillas ante Las Palmas en el duelo anterior).

Tras su cesión en el Espanyol, Bernardo regresó el pasado verano al Girona y tenía claro que quería ser uno de los líderes del vestuario. Y no sólo lo está logrando, sino que Francisco le considera una pieza fundamental en su esquema. Mientras que el resto de jugadores se ha perdido algún minuto en lo que se lleva de Liga, el colombiano si ha estado disponible siempre ha estado sobre el terreno de juego. Es vital a nivel defensivo e incluso en el partido en el que fue expulsado (en el 93') ante Las Palmas fue decisivo porque su gol permitió a los gerundenses rescatar un punto en Montilivi (1-1). Bernardo está atravesando un buen nivel de juego y está formando una dupla fiable con Santi Bueno.

Bernardo, que suma 23 partidos de Liga este curso con el Girona, se convertirá en pocas semanas en un jugador centenario del club rojiblanco porque, de momento, ha lucido la camiseta del Girona en 96 encuentros. Una cifra redonda y para alabar de un jugador que no sólo está pulverizando los registros en el Girona sino también en LaLiga. Dejando a un lado a los porteros, es el cuarto futbolista con más minutos disputados. Únicamente le superan David Fernández del Alcorcón (2.160’), Djuka del Sporting (2.097’) y Shaq Moore del Tenerife (2.079’).