FÚTBOL FEMENINO

El Rayo masculino se entrena en Valdebebas; el Rayo femenino, en el campo de la Villa Rosa

La primera plantilla franjirroja masculina se ejercita en las instalaciones del Real Madrid, mientras que la femenina lo hace en las de un club modesto.

El Rayo masculino se entrena en Valdebebas; el Rayo femenino, en el campo de la Villa Rosa
AD Villa Rosa.

La plantilla masculina del Rayo, que compite en Segunda División, ha podido ejercitarse este miércoles y este jueves en uno de los campos de césped artificial pertenecientes a las instalaciones del Real Madrid. Mientras, la plantilla femenina del equipo franjirrojo, de la Primera División Femenina, lo ha hecho este jueves en las instalaciones de un club muchísimo más modesto que el gigante blanco: la AD Villa Rosa. 

La entidad de Chamartín cedió sus instalaciones al club vallecano por la imposibilidad de entrenarse en su Ciudad Deportiva y el estadio de Vallecas estos días. Así, los futbolistas de Iraola han podido seguir preparando su cita con el Elche en Copa del Rey el próximo sábado (Vallecas, 12:00 horas).

Antes que en Valdebebas, el martes, los jugadores del Rayo habían pudieron usar sus propias instalaciones para realizar carrera continua por un carril que había sido despejado de nieve, además de usar una zona techada, al aire libre, para hacer bicicleta, pesas... así como otros ejercicios con balón.

De distinta forma se han podido preparar las futbolistas de la primera plantilla femenina para su partido ante el Sevilla este sábado (12:00 horas). Un club modesto madrileño, la AD Villa Rosa, ha sido el que ha puesto a disposición del equipo franjirrojo sus instalaciones.

"Después del partido contra el Atlético de Madrid el 6 de enero, el equipo ha tenido que entrenar desde casa. Hoy 14 de enero, a dos días del partido en Sevilla, la AD Villa Rosa nos ha invitado a sus instalaciones y nos han puesto todos los medios disponibles. Muchísimas gracias", ha afirmado Carlos Santiso, entrenador del Rayo femenino, en su cuenta de Twitter, dejando constancia de la diferente manera que han tenido ambas primeras plantillas de preparar su próximo encuentro.