BARCELONA

Benedito, Vilajoana y Farré no presentan las firmas necesarias

El impulsor de la moción de censura a Bartomeu y los otros dos precandidatos quedan fuera de la carrera electoral por falta de apoyos. Farré dice que votará a Laporta.

Benedito, Vilajoana y Farré no presentan las firmas necesarias

Agustí Benedito, el exdirectivo Xavier Vilajoana y el impulsor de la moción de censura a la junta de Josep Maria Bartomeu Jordi Farré no concurrirán a las elecciones a la presidencia del Barça al no haber obtenido las 2.257 firmas necesarias.

Candidato en 2010 y 2015, Agustí Benedito, precandidato a las elecciones del Barça, anunció  este lunes que no haría acto de presencia en las oficinas del Barça para presentar las firmas recogidas en su carrera para ser candidato oficial porque no las tiene. Benedito era el segundo precandidato, después del semidesconocido Pere Riera, que anunciaba que no tenía las firmas y que no sería candidato oficial. La presentación de firmas arrancó en la tarde de este lunes a las 17:00 horas.

Benedito, que había centrado su precampaña en la negación del Espai Barça (él proponía derrumbar el Camp Nou y hacerlo nuevo o construir un estadio en Sant Joan Despí), no ha conseguido su objetivo y no podrá repetir candidatura.

Lo más polémico de la retirada de Bendito es que ha decidido no llevar las firmas al club, lo que podría afectar en el proceso de validación de apoyos a los precandidatos, ya que podría haber firmas duplicadas que no se reconociesen si un socio hubiese apoyado a Benedito y otro candidato. La medida de Benedito ha sido muy criticada por otros precandidatos como Toni Freixa, que ha solicitado a la junta que exija "que todos los socios que promovieron su propuesta de candidatura, haya llegado o no al número de apoyos que permitan su formalización, entreguen todas las papeletas firmadas por los socios".

Freixa, que consiguió 2.821 firmas, dice haber tenido conocimiento, en las últimas horas, "de determinadas circunstancias que pueden poner en riesgo la transparencia y la pureza del procedimiento de validación de las propuestas de candidatura, de su proclamación y, en definitiva, de todo el proceso electoral".

En este sentido, relata que "en las redes sociales muchos socios han mostrado su sorpresa por el hecho de haber recibido llamadas de ciertas precandidaturas que no se han identificado, haciendo un uso irregular de sus teléfonos y de datos protegidos de carácter personal".

El mea culpa de Farré

Respcto a Farré, es la segunda vez que no pasa el corte para llegar a las urnas. En 2015 también se propuso como presidente, pero le faltaron 500 firmas.

"Me he equivocado en la estrategia de campaña. Todo el tema de las pizzas y los tattoos lo hice para llamar la atención, pero me restó credibilidad. Es mi culpa y hay que saber asumir y reconocer los errores que uno comete", aseguró a los medios tras acudir al Auditori 1899 del Camp Nou a entregar las firmas al club.

Farré, que se ha quedado a sólo 175 firmas de pasar el corte, lamentó no haber conseguido el resto de apoyos necesarios. "Han pasado cosas raras, pero no sirve como excusa. Me iré a mi casa y el día de las elecciones votaré a Joan Laporta", anunció.