LEGANÉS

La resolución de la operación Moreno - Wigan es inminente

Se espera que en breve la EFL dé respuesta (negativa o positiva) a la compra del club inglés por parte del dueño del Leganés. La oferta formal se presentó hace una semana.

0
La resolución de la operación Moreno - Wigan es inminente
EMILIO COBOS DIARIO AS

La resolución del caso Felipe Moreno – Wigan, la compra del club inglés por parte del dueño del Leganés, está cerca de concretarse. Para bien. Para mal. O todo lo contrario. Se espera que en las próximas horas la English Football League (EFL), el organismo regulador que debe autorizar y supervisar esta operación, dé respuesta a la oferta que, formalmente, presentó Moreno la semana pasada.

Los escenarios posibles en esa respuesta son tres: que la oferta se acepte, que la oferta se rechace o que la EFL ponga nuevos condicionantes para continuar el diálogo sin aún dar carpetazo al asunto. Fuentes cercanas a la operación consultadas por AS confirman que Moreno esperaba ayer mismo tener noticias que pudieran dejar más o menos claro el camino que tomaría la operación. A última hora de la noche el diálogo entre el dueño del Leganés, ahora de viaje en el extranjero, y sus asesores en esta compra eran constantes, pero aún inconclusos.

Hoy viernes podría tenerse ya una respuesta definitiva que, en todo caso, no se ha hecho oficial ni por la parte que toca a la EFL o al propio Wigan. Ninguno de los dos ha emitido comunicado o señal alguna al respecto de esta operación que lleva meses en marcha y que, como contó AS en su momento, lideraba José Miguel Garrido, ex dueño, entre otros, del Albacete o el Castellón.

Así ha sido el proceso de compra del Wigan

Garrido solicitó a Moreno unirse al proyecto a modo de soporte. Juntos iniciaron los contactos e incluso realizaron un desembolso inicial a modo de señal para iniciar esta carrera por la adquisición. Entregada toda la documentación en aquel momento, Garrido estaba llamado a ser el dueño del club, pero a principios de diciembre la EFL emitió un comunicado por el que apartaba del proceso al empresario español afincado en Londres.

En ese instante Moreno decidió dar un paso al frente y asumir él todo el proceso. El Wigan informó a través de un comunicado que Garrido quedaba desvinculado del proceso y que una nueva persona lideraría este grupo inversor. No lo citaba, pero esa persona es Felipe Moreno.

La compra del Wigan, actualmente en la zona baja de la tabla de la Football League One, un equivalente a la Segunda B española, supondría un desembolso inicial de unos cinco millones de euros divididos en dos partidas. La compra del clup per se supondría un gasto de 2,7 millones de euros. Además, la EFL obliga a Moreno a poner otros dos millones de euros en concepto de aprovisionamientos con los que garantizar las finanzas del club durante dos temporadas más.