LEY BOSMAN

Los mejores fichajes a coste cero gracias a Bosman

Hace 25 años que Jean-Marc Bosman cambió el panorama futbolístico y muchos grandes nombres se han beneficiado de ello. Ibrahimovic, Pirlo, McManaman...

Los mejores fichajes a coste cero gracias a Bosman

El 15 de diciembre de 1995, los futbolistas veían cómo sus derechos cambiaban gracias a un Jean-Marc Bosman que peleó por todos y no pudo disfrutar él mismo de su lucha, como recordamos en AS en el especial destinado al vigesimoquinto aniversario de la ley que lleva su apellido. Desde ese día, los jugadores podían marcharse libres al final de sus contratos si así lo consideraban. Antes, los clubes estaban en su derecho de pedir una cantidad por el traspaso, incluso después de que este llegase a su fin. Gracias a ello, los jugadores pueden forzar su salida del club de origen negándose a renovar. Un 'ahora o nunca' que sin Bosman no hubiera existido. Desde la BBC recogen a los que consideran los mejores Bosmans de la historia. Echémosles un vistazo.

Zlatan Ibrahimovic, del PSG al Manchester United en 2016

Zlatan, a sus 34 años, decidió dejar el PSG para embarcarse en una nueva aventura en el United. Por edad, podía parecer su último gran servicio al máximo nivel, más teniendo en cuenta su posterior marcha a Los Angeles Galaxy. Pero nada más lejos de la realidad, si no, que le pregunten a los aficionados del Milan... Con los Diablos Rojos marcó 28 goles en su primera temporada. Después de mover muchos euros, sus traspasos a la MLS y a la Serie A fueron gracias a la 'ley Bosman'.

Títulos tras hacer uso de la 'ley Bosman': Copa de la liga (2017) y Europa League (2017).

Robert Lewandowski, del Borussia Dortmund al Bayern de Múnich en 2014

Otro gran reserva. Si Zlatan ha explotado la ley y hecho uso de ella en tres ocasiones, el Bayern bien puede tener el honor de haber hecho uno de los mejores negocios de la historia. Cuando Robert Lewandowski ya mostraba signos del matador que llevaba dentro, se negó a renovar con el Dortmund y en Múnich llevan felicitándose por ello desde entonces. 175 goles en 200 partido de Bundesliga, infinidad de títulos colectivos y candidato al The Best 2020. Y todo ello a un módico precio.

Títulos: Bundesliga (2015, 2016, 2017, 2018, 2019 y 2020), Copa alemana (2016, 2019 y 2020) y Champions League (2020).

Sol Campbell, del Tottenham al Arsenal en 2001

"Judas" fue el apelativo que acompañó al histórico defensa inglés tras cambiar barrios en Londres. El Tottenham ofreció a Campbell un contrato que le hubiera convertido en el jugador mejor pagado de la historia, pero el internacional decidió que el proyecto del Arsenal le seducía más. "Fue una decisión importante, podría haber ganado mucho dinero, pero sentía que este era el lugar donde debía estar", dijo el protagonista. Con los Gunners formó parte de los Invencibles y se convirtió en leyenda del club. Se le resistió la Champions, a pesar de hacer el gol de su equipo en la final perdida contra el Barcelona en 2006.

Títulos: Premier League (2002 y 2004) y FA Cup (2002 y 2005).

Andrea Pirlo, del Milan a la Juventus en 2011

"Cuando Andrea me dijo que se venía con nosotros, lo primero que pensé fue: 'Dios existe". Esas palabras describen el sentir de Gigi Buffon al conocer que su compañero en la Azurra sería también bianconero. En lo que parecía un último coletazo, Il Maestro siguió impartiendo cátedra, más si cabe, en la Juventus y dirigió magistralmente a la Vecchia Signora. Además, esa llegada a coste cero le ha llevado a ocupar el banquillo turinés hoy en día.

Títulos: Serie A (2012, 2013, 2014 y 2015) y Coppa Italia (2015).

Steve McManaman, del Liverpool al Real Madrid en 1999

Cuando no era habitual que los ingleses salieran de la isla, Steve McManaman apretó el gatillo. De hecho, la BBC recuerda que fue el primer jugador británico de primer nivel en hacer uso de la ley Bosman. El Real Madrid fue el beneficiario. Una operación con un carácter aún más especial, ya que el extremo estuvo cerca del Barcelona años antes. Su volea en la final de la Champions (2000) contra el Valencia es parte de la historia blanca y de la máxima competición continental. Se abrió hueco entre Los Galácticos y se convirtió en el primer inglés en ganar la Liga de Campeones con un equipo extranjero.

Títulos: LaLiga (2001 y 2003) y Champions League (2000 y 2002).

James Milner, del Manchester City al Liverpool en 2015

El polivalente centrocampista decidió cambiar Mánchester por Liverpool. Movimiento que se ha convertido en una de las operaciones más rentables del pasado reciente de la Premier League. Klopp le ha utilizado tanto como lateral izquierdo como en el centro del campo, su posición original, y sigue rindiendo a buen nivel siempre que se le necesita, a pesar de sus 34 años. Como Citizen ganó títulos, pero no se sintió tan parte del equipo como en Anfield.

Títulos: Premier League (2020) y Champions League (2019).

Ruud Gullit, de la Sampdoria al Chelsea en 1995

El holandés llegó al Chelsea después de convertirse en icono en uno de los mejores equipos de la historia, el Milan de finales de los 80 y principios de los 90. En Inglaterra hubo de reconvertirse y se alejó del área hasta acabar como centrocampista y, aunque no su etapa allí no fue brillante, en la BBC le incluyen por la sonoridad que tuvo en su día el fichaje y la importancia histórica de Ruud Gullit. Llegó a ser entrenador-jugador de los blue.

Títulos: FA Cup (1997), pero como entrenador.

Gustavo Poyet, del Zaragoza al Chelsea, en 1997

Otro jugador llegado al Chelsea gracias a Bosman. El uruguayo llegó a Londres como un semi desconocido en las islas británicas, procedente del Real Zaragoza, como destaca la BBC, pero no tardó en abrirse paso gracias a su intensidad y llegada desde segunda línea. 49 goles en 145 partidos con buena muestra de ese potencial ofensivo del que hacía gala en un fútbol, el inglés, que le venía como anillo al dedo.

Títulos: FA Cup (2000), Community Shield (2000) y Supercopa de Europa (1998).

Jay-Jay Okocha, del PSG al Bolton en 2002

Los más jóvenes no recordarán a Jay-Jay, un virtuoso centrocampista ofensivo cuyo fútbol iba de la mano del espectáculo. El Bolton, que por aquel entonces era un equipo importante en la Premier (llegó a contar con grandes nombres como Fernando Hierro o Youri Djorkaeff), bailaba al ritmo que marcaba Okocha. Es considerado uno de los futbolistas africanos más importantes de la historia.

Gianluca Vialli, de la Juventus al Chelsea en 1996

Y cerramos este listado histórico con Gianluca Vialli, ya no solo por su labor como futbolista, si no por haberse convertido en el entrenador más joven en ganar una competición UEFA: con 34 años, llevó al Chelsea a alzarse con la Copa de la UEFA en 1998. Antes, el propio Gullit le convenció para salir de Turín, a donde había llegado en 1992 en un traspaso récord en la época (17 millones de euros a la Sampdoria). Como jugador, fue un prolífico delantero que marcó 40 goles en 88 partidos con los londinenses a pesar de no contar con demasiados minutos, al haber ocupado el puesto de jugador-entrenador desde 1998.

Títulos: FA Cup (1997) como jugador; FA Cup (2000) como entrenador; Copa de la UEFA (1998) y Copa de la liga (1998) como jugador-entrenador.