ITALIA

Cristiano tiene un nuevo reto: los 100 goles con la Juventus

El crack portugués alcanzó los 100 partidos con la Juventus, pero él mismo se ha encargado de marcarse un nuevo objetivo: llegar a los 100 goles con la 'Vecchia Signora'.

Cristiano Ronaldo es un ser insaciable. Eso es algo bien sabido por todos. Y, como no podía ser de otra manera, también lo está demostrando en su paso por Italia. En su victoria con la Juventus por 1-3 contra el Genoa, donde, además, logró un doblete decisivo, alcanzó una cifra mágica: los 100 partidos con la 'Vecchia Signora' en apenas dos temporadas y media. Precisamente, un triunfo que pasa a ser histórico para el astro portugués. Con este, son ya 400 victorias las que registra en su carrera, situado como el único en conseguirlo en el Siglo XXI (por delante de Messi con 365) de las cinco grandes ligas de Europa. Ahora, CR7 se marca un nuevo objetivo.

"¿Qué mejor manera de celebrar mi partido número 100 con la Juventus que marcando dos goles para el equipo? Estoy muy orgulloso de alcanzar esta cifra con la camiseta de la 'Vecchia Signora', pero adivinen qué: también tengo en mente los 100 goles con la Juve. ¡Hasta el final!", publicó Cristiano Ronaldo en sus redes sociales, que actualmente acumula 79 tantos de 'bianconero'.

Precisamente, esa cifra centenaria de goles la puede conseguir en tiempo récord, aunque tendrá que apretar más aún si cabe el gatillo para pulverizar sus cifras vestido de blanco. En su etapa con el Real Madrid necesitó jugar 111 partidos para lograrlo. Con Portugal fueron 165 los encuentros que disputó para lograrlo. Mientras que con el Manchester United jugó hasta 270 duelos.

Un Cristiano que, además, se encuentra en la terna por conseguir el premio 'The Best'. Un reconocimiento que pondría el broche de oro a su satisfactorio 2020, donde ayudó con sus dianas a conquistar un nuevo Scudetto a la Juventus. En total, son 42 goles en 42 partidos los que lleva registrados en el presente año entre club y selección. Unos números que reflejan ese afán por superar a los demás, pero, sobre todo, a sí mismo. Siempre con un objetivo entre ceja y ceja. Algo que le permite encontrarse entre los mejores siempre.