MÁLAGA

Dos partidos de sanción para Sergio Pellicer

Competición desestimó las alegaciones del club y el segundo entrenador, Manolo Sánchez, dirigirá al equipo las próximas dos jornadas. A Benkhemassa le cae un partido por su expulsión.

Dos partidos de sanción para Sergio Pellicer
MARIANO POZO DIARIO AS

El Comité de Competición sanciona con dos partidos a Sergio Pellicer por su expulsión sufrida el domingo ante la Ponferradina y posterior protesta al colegiado Muñiz Ruiz tras la finalización del encuentro. El castigo, además, incluye una sanción económica de 400 euros al Málaga y de 600 euros al propio Pellicer en aplicación del artículo 52. Su segundo, Manolo Sánchez, dirigirá al conjunto de La Rosaleda desde el banquillo las dos próximas jornadas.

El Málaga presentó alegaciones al acta de Muñiz Ruiz, que reflejó que la expulsión del técnico blanquiazul se produjo por “protestar de forma reiterada al cuarto árbitro una de nuestras decisiones, abandonando su área técnica varios metros”. El árbitro añadió posteriormente en el apartado de otras incidencias que Pellicer, “una vez finalizado el partido, entró al terreno de juego hasta la posición del equipo arbitral, protestando de forma insistente, dirigiéndose a nosotros en los siguientes términos: ‘¿Por qué me expulsas? Espero que no mientas en el acta”.

El Málaga argumentó en defensa de su entrenador que la protesta a la que hizo alusión el colegiado no fue reiterada, sino que se trató de una sola pregunta formulada de forma respetuosa. Y que tampoco habría sido reiterada la acción que según el acta se produjo una vez finalizado el partido. Sin embargo, Competición asegura en su resolución que “nada de esto se deduce de modo inequívoco de las imágenes aportadas por el club. Esto es, del visionado de las mismas no resulta posible determinar sin ninguna duda que los hechos constatados en el acta arbitral no se produjeron tal y como fueron consignados por el árbitro”.

Por otra parte, el comité también ha impuesto un partido de sanción a Mohamed Benkhemassa por la expulsión que sufrió en el minuto 90. El castigo al centrocampista blanquiazul incluye también una multa económica para el club (200 euros) y para el propio futbolista (600 euros).