REAL MADRID

El Madrid 'sateliza' a Szoboszlai

El club blanco sigue la evolución de este mediapunta húngaro de 20 años. Juega en el Salzburgo y fue el héroe de Hungría con un gol que daba el pase a la Euro.

EI Madrid sigue fiel a su estrategia de fichajes de los últimos años, basada en contratar jugadores jóvenes y con mucha proyección que todavía estén en un precio razonable que permita adelantarse a las grandes fortunas de la Premier o al PSG. La secretaría técnica del club, encabezada por Juni Calafat, tiene satelizados a varios jugadores con pinta de dar el salto al star system. Según pudo saber AS, uno de los jugadores por los que empieza a haber informes más positivos es Dominik Szoboszlai.

Es un mediapunta de 20 años, que está deslumbrando en el RB Salzburgo austriaco. En la Champions ha llamado especialmente la atención, como demostró en el Wanda Metropolitano marcando uno de los dos goles del Salzburgo al equipo del Cholo. En Europa ya lleva cuatro goles (dos en la fase previa y dos en su grupo de clasificación que comparte con Atlético, Bayern Múnich y Lokomotiv de Moscú).

Szoboszlai es una estrella en Hungría y en Austria es una de las figuras de su Bundesliga (lleva en este curso un gol y seis asistencias). Fichó por el Salzburgo el 16 de enero de 2018 y finaliza su actual contrato el 30 de junio de 2022. Ellos significa que su club no podrá subirse a la parra con el precio en el verano de 2021, dado que sólo le quedará un año para finalizar su contrato. Según Transfermarkt su precio está en 25 millones de euros, una cantidad asequible tal y como está el mercado.

Cotizado. Aunque su nombre no sea conocido aún por el gran público, ya han preguntado por su situación el Arsenal (le gusta mucho a Arteta), el Milán y el Leipzig, que ahora está mejor colocado que el resto de pretendientes al tener el mismo patrocinador que el Salzburgo (Red Bull).

El Madrid sabe que para la próxima temporada debe renovar su sala de máquinas. El club escuchará ofertas por Isco (acaba contrato también en 2022 y su precio es de 30 millones) y la ventaja de Szoboszlai es que puede jugar de mediapunta por detrás del delantero centro o vencido a la banda izquierda (aunque sea diestro). Su polivalencia habla bien de él en los informes sobre su crecimiento futbolístico.

En el Madrid no mueven ficha ahora por la delicada situación económica derivada de la pandemia, pero este verano pasado recaudó más de 100 millones de euros en ventas y sabe que si los resultados no acompañan no tendrá más remedio que renovar y reforzar la plantilla.

Szoboszlai es un jugador que parte con la ventaja de su relación calidad-juventud-precio, que garantiza su amortización en poco tiempo.

En el Madrid tendría un buen cartel a su llegada, dado que otro húngaro, Ferenc Puskas, es una de las grandes leyendas del club (Cañoncito Pum, como se le apodaba, jugó 262 partidos de blanco entre 1958 y 1966 metiendo nada menos que 242 goles). Hubo otro proyecto de húngaro que no cuajó: Szalai. Jugó 79 partidos con el Castilla y metió 24 goles entre 2007 y 2010. Pero Dominik Szoboszlai no es una promesa, ya es una bendita realidad.