LEGANÉS

Dani Lasure: “He sido y siempre seré un zaragocista”

El lateral del Leganés, cedido por los maños, admite que será un duelo especial, aunque lo normal es que no juegue por la penalización económica. Defiende ganar más allá de estilos.

Dani Lasure: “He sido y siempre seré un zaragocista”
PEPE ANDRES DIARIO AS

Vive Dani Lasure (26 años) un momento de esos raros con los que el fútbol (la vida) pone a prueba tu pasado. Él, natural de Zaragoza, canterano del Zaragoza, tendrá mañana frente a sí algo más que un equipo de fútbol. Tendrá en frente su vida. Eso ha representado el conjunto maño hasta ahora, que los designios del cosmos le han alejado de la Romareda para asentarle en Butarque. Y pese a que se debe a su (nuevo) equipo, no niega su sangre blanquilla. “Yo he sido y siempre seré zaragocista”, admite sincero.

Mañana jugar no sabe si jugará. De hacerlo, el Leganés tendría que pagar al Zaragoza, pero no es una opción que se descarte al sur de la capital. Su cesión incluye una penalización económica si Martí decidiera usarlo. Así que lo normal es que vea el partido desde la grada, bien como suplente, bien como no convocado. Lugar desde el que espera que el Leganés venza. Cómo sea y pese a las críticas de juego que han recibido los blanquiazules. “En Segunda exigir a veces algo más que resultados a veces es un poco complicado”, admite.

Admítalo, no es ésta una semana normal…

No, no… bueno… el Zaragoza es el club al que he pertenecido toda mi vida y siempre choca verte de rival contra tu ex equipo. Bueno… el año pasado ya lo viví, así que al menos no me coge de primeras…

Pero en su cesión con el Tenerife no pudo jugar contra el Zaragoza.

Eso es. Tenía una cláusula que me impedía hacerlo.

¿Y mañana podrá jugar?

No lo sé… tengo una cláusula como el año pasado que me impediría jugar, pero estoy a disposición del míster si necesite que yo juegue…

La última jornada es un Zaragoza – Leganés. Como tenga que jugar ahí con los dos compitiendo por el ascenso… ¿se imagina?

¡Pues yo lo firmo! Ojalá se diera esa situación en el que los dos estén ahí. Es complicado, pero a mí me encantaría, imagínate…

A usted le queda mucho de corazón zaragocista, se nota.

Sí, por supuesto. Yo he sido zaragocista y lo seré siempre. Eso no tengo ninguna duda. Es el club de mi vida. De dónde he venido. Mi ciudad, mi gente, mis compañeros… tengo mi vida allí. Claro que mi corazón tiene una parte importante de zaragocista.

¿Los vio contra el Málaga? Tropiezo raro…

Lo vi, lo vi… Fue un partido complicada. Te digo también el Málaga está últimamente muy fuerte, pero es verdad que el Zaragoza no tuvo su mejor día. Le costó encontrar soluciones de juego y gol. En esa situación llegaron los goles del Málaga y eso te lo pone cuesta arriba.

En el Zaragoza dicen que exigir a este equipo el ascenso es complicado. ¿Eso es posible? ¿Se puede permitir el lujo el Zaragoza de años sin esa exigencia?

A ver… sí que es cierto que hablamos de una ciudad importante, con una masa social muy importante y con unas expectativas altas. El Zaragoza es un club histórico que cas siempre ha estado en Primera. Se genera esa expectativa de que tiene que estar en Primer. Pero cuanto más tiempo pasas en Segunda, más complicado es ascender. La competencia es tan alta…

Así que sí, hay presión…

Más que presión, yo diría que es un tema de exigencia. Ahí yo como jugador del Zaragoza que he sido siempre me he autoimpuesto los objetivos mayores. El Zaragoza se lo autoimpone de forma natural.

El Leganés en eso quizá es diferente. Las exigencias son distintas, ¿no?.

Es diferente en cuanto a la masa social, quizá. Zaragoza es más grande, hay un seguimiento más grande del fútbol. Se nota más, sí, esa presión. Aquí en el Leganés es algo más tranquilo, pero el pasado reciente del Lega hace que te exijas subir también. Vienes de años en Primera. En eso se parece al Zaragoza.

Así que el Leganés, me confirma, es candidato al ascenso… o debería serlo, vaya.

Sí. Al final es el objetivo, estar entre los mejores para ascender.

Alrededor del equipo se ha montado algo de runrún por el juego. ¿Lo notan ustedes?

No, la verdad que no. Cualquier equipo que no saca los resultados que espera, que es ganar siempre, se genera esa situación de incertidumbre. Inquietud. Pasa en cualquier equipo, en cualquier club. No es diferente en eso el Leganés.

¿Queda mucho para ver al Lega que quieren ustedes?

Esperemos que no… ahora venimos de ganar y queremos prolongar esa racha. Esto consiste en ganar. Si ganas, hay que estar contento.

Pero coincidirán en que se gana, pero con dudas… Con ganas de mejorar.

Ya claro, pero es que siempre se puede mejorar. Dar más. En Segunda exigir a veces algo más que resultados a veces es un poco complicado. Es una categoría tan exigente en la que ganar a veces ya es suficiente por cómo se dan las cosa. Es verdad que se puede mejorar, pero nosotros y todos. Aun así, es más fácil crecer desde la victoria que desde la derrota.

Oiga, usted se ha adaptado muy rápido al Leganés. Bueno, de hecho, debutó tras sólo tres entrenamientos y jugó muy bien….

Sí, es verdad. Y desde que llegué, no te lo niego, me he sentido muy cómodo. Aunque el inicio fue…

¿Qué pasó?

No, pasar nada, pero que fue todo muy rápido: en tres entrenamientos debí adaptarme, aprender el estilo de juego y luego competir 90 minutos…

No salió mal…

No, para nada. Creo que la prueba de que estuvo bien es el rendimiento. Estuve bien, me adapté… todo salió sin problemas.

¿Mejor lateral o interior?

Me siento bien en ambas. Eso creo que es una virtud que tengo. Me adapto rápido a lo que se me pide. Es verdad que en el Zaragoza he jugado más de lateral izquierdo, tengo más experiencia ahí, pero me adapto a todo.

¿Es complicado ser lateral en el Leganés? Lo digo porque el equipo se parte mucho y les dejan solos ante el peligro…

No, no, para nada. En ese aspecto no hay problema. Es verdad que somos un equipo con tendencia ofensiva que quiere llevar la iniciativa. Pero eso no supone que dejemos de ser un equipo equilibrado, que lo somos.

Pero Martí también exige que suban.

El tipo de equipo que somos hace que se dé importancia a los laterales. Nos dan libertad para subir, para participar arriba… es un aliciente para expandirte y crecer. Con más libertad y menos limitación, mejor. Eso me gusta. Es positivo.

Mucha competencia tiene usted en el lateral zurdo: Silva, Hernández…

Y en todos puestos pasa. Tenemos una plantilla muy extensa, con una calidad alta, muy alta. Pero a mí me gusta. Es estimulante.

¿Qué tal está Silva de la lesión?

La verdad es que no lo sé… se lo tendrías que preguntar a él. Sé que se entrena al margen, pero no sé cómo estará.

Con tanto partido, las ausencias pesan más que nunca.

Sí, el calendario está apretado, pero los jugadores tenemos una alta capacidad de adaptación. Nos viene de natural por nuestra vida. Entendemos todos que es algo anómalo. Todos tenemos que poner de nuestra parte.

Ya, pero lo que se entiende menos son los volantazos con los cambios de horario…

Es lo mismo. Mira, no depende de nosotros. Nosotros sólo podemos salir, jugar y apretar. Nos adaptamos a lo que nos llega de fuera.

Chívenos algo del Zaragoza…

Pues mira, es un equipo comprometido. Eso desde el cuerpo técnico han intentado inculcarlo desde el primer día. Es un equipo solidario, comprometido, con las ideas claras y que vendrá a ganar. No te quepa duda.

Usted ha trabajado con Baraja parte de la pretemporada, ¿le ha contado algo a Martí o se lo ha pedido?

(Risas) No, no, no… para nada. El cuerpo técnico está más que preparado, tiene información de sobra. No me necesitan (Risas).

Vale, pero por ejemplo, usted, a un compañero, ¿no le dice aquello de ‘Oye, este lateral defiende así’ o ‘El portero falla allá’?

Sí, eso sí. A ver, todavía no se ha dado el caso, pero si tienes que hablar de alguna situación individual, y le tienes que echar una mano a alguien, claro que se lo diré.

Y con los amigos, familiares y demás, ¿qué? ¿Mucho WhatsApp esta semana?

Sí, sí… ya me pasó el año pasado. Normal, cuando juegas contra tu ex equipo… bueno, que yo sigo perteneciendo al Zaragoza. Pero es algo normal. No hay que volverse loco…

¿Qué amigo tiene en la plantilla del Zaragoza?

Conservo buena relación con mucha gente. Quizá con la que he compartido relación durante años, más aún. Por ejemplo, con el capitán, con Alberto Zapater. Es uno de los grandes del vestuario. Tengo una magnífica relación, pero tengo muy buen rollo con todos…

¿También con Diego Rico, ex del Lega?

Sí, lo conozco porque coincidimos en el filial, pero luego cuando di el salto al primer equipo él ya no estaba.

¿Habló con él antes de fichar por el Lega?

No, que va. No ha influido en mi llegada al Lega.

¿Le gustaría quedarse en el Leganés?

Hombre… es una opción más. Hay muchas opciones. El tiempo pondrá las cosas en el sitio que tengan que estar y al final pasará lo que tenga que pasar. No lo sé… vete a saber. Lo piensas, pasa por tu cabeza, pero me centro en el día a día…

¿Es verdad que el Leganés lo ha querido varias temporadas?

Pues no lo sé… sé lo mismo que tú, lo que se publica en la prensa. De eso se encarga mi agente. No estoy pendiente del tema, la verdad…

¿Qué tal le está tratando Madrid con tanta restricción?

Es una situación complicada. Pero estoy muy contento. Me he adaptado en seguida. Vivo en el mismo Leganés. Estoy súper contento pese a las limitaciones. Yo por Madrid ya había venido muchas veces, pero tengo ganas de vivir cuando se pueda la normalidad de su vida de ocio: restaurantes, teatros… hacer cosas distintas que no haces habitualmente.