RACING

Patrick Sokó tiene una cita en Guadalajara

Al delantero camerunés se le espera mañana en el Consulado de España en la capital del estado de Jalisco. Podría viajar a Santander la semana que viene

Patrick Sokó tiene una cita en Guadalajara
Atlas AS

Patrick Sokó va a tener que madrugar mañana, porque le toca hacer a primera hora los casi 350 kilómetros que separan la ciudad de Zacatecas de la de Guadalajara, ambas en el centro de México, en donde está situado el Consulado General de España ante el que va a solicitar el visado para poder venir a trabajar en España. El nuevo jugador racinguista tiene cita, por fin, para mañana. Hoy, el servicio de extranjería de la Delegación del Gobierno en Cantabria ha dado al Racing el documento que le ha permitido a Sokó solicitar en su país de residencia ya la autorización para viajar a nuestro país.

Si todo marcha con normalidad, lo previsible es que a mediados de la próxima semana pueda estar en disposición de volar hacia España, y ya solo dependería de conseguir billete en un vuelo de México DF a Madrid, algo tampoco tan sencillo en estos tiempos de pandemia. España tiene tres consulados generales en el país azteca, México DF, Monterrey y Guadalajara y a Patrick Sokó le corresponde por su lugar de residencia allí, Zacatecas, donde jugaba en el equipo de la ciudad, el Mineros,el de la capital de Jalisco, la tierra del tequila, Guadalajara.

En el caso de Adrián Balboa, cuya documentación también se ha tramitado hoy en Santander, el proceso es el mismo, solo que con cuatro días de retraso, puesto que el Consulado General de España en Montevideo no le ha dado cita hasta el próximo lunes. Descartado que estén en disposición de jugar frente al Portugalete, en el Racing les gustaría que ambos, el camerunés y el uruguayo, estuvieran ya en la grada de El Sardinero viendo la primera jornada.

Según el secretario técnico del Racing, Pedro Menéndez, "ambos están entrenando con entrenadores personales. Sokó físicamente es una bomba..., Balboa es diferente, más grande, pero está bien. Y los dos están locos, locos por estar aquí. Adrián acaba de tener un niño y por eso va a venir solo de momento, pero me escribe todos los días, habla con Rozada y tiene muchas ganas de unirse a este proyecto".